Las federaciones vecinales abogan por que la edil de El Palo abandone el cargo

  • Unidad, Solidaridad y Cívilis critican el comportamiento de la concejal popular

Comentarios 2

El clamor en contra de la actuación de la concejal del Distrito Este del Ayuntamiento de Málaga, Teresa López, llega ya a las federaciones de asociaciones de vecinos de la ciudad. Los representantes de Unidad, Cívilis y Solidaridad exigieron ayer que la edil popular, que vulneró varias normas al conceder subvenciones municipales a un colectivo que ella misma presidía, la asociación Jarazmín, coincidieron en criticar esta práctica, que consideraron suficiente como para que López abandone sus actuales responsabilidades, ya sea por decisión propia o porque así lo determine el alcalde, Francisco de la Torre.

El presidente de Unidad, Ramón Carlos Morales, confesó que si un amigo suyo se viese en la misma situación en la que ahora está López, "le diría que no sería conveniente que siguiese manteniendo esta situación, cuando las circunstancias, además, demuestran que ella sabía que no podía ser juez y parte". "Le diría que políticamente hasta aquí ha llegado", sentenció, al tiempo que criticó la actitud de De la Torre. "No puede decir constantemente que es que no se conoce la ley o que resulta que ha leído un punto anterior; esto no puede alargarse porque representa una tortura para la delegada del distrito", añadió.

Con el mismo sentido se pronunció el máximo responsable de Cívilis, Antonio Fuentes. "No tengo conocimiento de que como consecuencia del cargo haya habido favoritismo a su asociación, pero es claro que no puede haber compatibilidad entre ambas cosas", consideró, al tiempo que enfatizó: "Alguien, y sabemos todos quién, debería pedir responsabilidades de su cargo".

"Con este caso de El Palo se confirma que el PP premia a su gente y no al movimiento asociativo en general", espetó Óscar López, representante de la Federación Solidaridad, para el que existe "una manipulación política del PP hacia los colectivos sociales". "¿Dónde se ha visto un sitio donde tan descaradamente una concejal da ayudas a su propia asociación?", se preguntó el representante vecinal, que exigió a De la Torre la destitución de la edil. "No es que debiera hacerlo, es que ya lo tendría que haber hecho", apostilló.

La respuesta de los colectivos vecinales se confronta con la posición que a día de hoy sigue manteniendo el alcalde y va en la línea de lo que desde hace días reclaman los grupos de la oposición. Ayer, el PSOE volvió a pedir la destitución de la concejal. Para el portavoz socialista, Rafael Fuentes, es un "sin sentido" que un miembro electo del equipo de gobierno como Manuel Marmolejo tuviera que dimitir por haber vulnerado la ley, al adjudicar contratos a la empresa de su cuñado, "y ahora, un cargo no electo, nombrado a dedo por De la Torre, no dimita después de no cumplir tres normas básicas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios