El fiscal pide 52 años de cárcel para cuatro hombres por matar a otro en una plaza

  • Los acusados habían tenido un incidente con la víctima el día antes en una discoteca

La Fiscalía de Málaga ha solicitado un total de 52 años de cárcel para cuatro hombres a los que acusa de acabar con la vida de otro en marzo de 2011, el día después de un incidente ocurrido en una discoteca. Además, pide 280.000 euros como indemnización para la familia de la víctima.

Los hechos sucedieron en una plaza de Málaga capital, hasta donde los acusados, junto con dos menores, fueron y, "puestos previamente de acuerdo y armados todos con armas blancas", según el fiscal, se apostaron "a la espera de otros a los que pretendían matar en represalia" por un incidente el día antes en una discoteca.

Entonces, continúa el escrito inicial de la acusación pública, vieron a un grupo en el que se encontraba la víctima y un testigo protegido, a los que se acercaron "y comenzaron a hostigarlos", llegando este testigo a recibir un golpe, aunque la víctima se interpuso para protegerlo.

Los cuatro procesados "de forma sorpresiva e inesperada, blandieron sus armas blancas", impidiendo cualquier tipo de defensa "dada la superioridad numérica". La acusación pública sostiene que "de forma deliberada" uno de los acusados "propinó un golpe en el abdomen con un cuchillo jamonero" a la víctima.

Esta herida afectó a varios órganos del hombre y fue "de tal gravedad" que sufrió un shock hipovolémico, que, pese a la asistencia médica recibida, le produjo la muerte". Los acusados se dieron a la fuga tras intimidar a los presentes. Uno de los procesados fue detenido dos días después por un agente de paisano que viajaba en un autobús a Madrid, ya que "se jactó de lo ocurrido en una conversación telefónica".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios