El imperio de la calidad

  • La final del concurso de agrupaciones del carnaval demostró un alto nivel musical y literario · La murga 'Los Indignados' y la comparsa 'Los Padres' se alzaron ganadoras del COAC 2012

Con la frase de la altísima calidad se podría definir la noche vivida el pasado viernes en el Teatro Cervantes. La Gran Final del Concurso de Agrupaciones de Canto (COAC) del Carnaval de Málaga fue un ejemplo de bienhacer y se demostró sobre las tablas que los grupos que allí estaban sabían que la noche se vendía cara y que había que darlo todo y hacer gala de los mejores recursos para poder alzarse con las mejores posiciones. Cinco murgas y cinco comparsas se subieron al escenario en una jornada que se prolongó hasta pasadas las cinco de la mañana, momento en el que la secretaria del jurado daba a conocer los nombres de la clasificación final de este COAC del año 2012.

Fueron los que abrieron la noche y acabaron siendo también los primeros en la categoría de murgas. Los Indignaos plantaron su quechua en un Teatro Cervantes que por unos minutos se convirtió en la céntrica plaza de la Constitución, símbolo el pasado año del movimiento del 15-M malagueño y que la murga de Carlos Pariente se encargó de revivir.

Había sido uno de los grupos que en su categoría había despertado mejores opiniones entre el respetable y el jurado coincidió con su puntuación. Durante las sesiones anteriores habían dejado muy buen sabor de boca cada vez que el telón se bajaba tras su actuación. Sus pejigueras para poder vivir en la tienda de campaña y los motivos por los que ellos se plantan ante el sistema volvieron a hacer las delicias de un público que se entregó y que aplaudió las ocurrencias de esta agrupación, como fue, por ejemplo, la aparición del futbolista Basti durante el popurrí, reclamando un puesto en la plantilla del Málaga CF acompañado por una pancarta en la que rezaba "Pellegrini, llámame" junto al número de teléfono del jugador.

En cuanto a las comparsas, Los Padres consiguieron resucitar su hija Málaga, como mandaba su tipo, y se alzaron con la victoria en su categoría. La agrupación del Kara, como se le conoce en el mundillo carnavalero malagueño a su director Jesús Manuel Delgado, fue un muestrario de voces afinadas que lucieron unas letras de gran calado como fue su primer pasodoble dedicado a la muerte de una madre.

La clasificación final en cuanto a murgas fue; Los Indignaos, El Príncipe Gitano, Más difícil todavía, Los que te venden por un premio y Uno y a dormir. El orden en las comparsas quedó así; Los Padres, La Catedral, Los Fieras, La Tropa y El gato con botas.

Al comienzo de la gala se pudo disfrutar del estreno de la nueva versión realizada por el cantante malagueño Javier Ojeda. En el descanso de la sesión, se hizo entrega del Pito de Oro, reconocimiento que la Fundación del Carnaval de Málaga hace a alguna persona o institución como premio por su dedicación a esta fiesta. En esta ocasión recayó en la portal web malakatown.es. El premio lo recogió Antonio López Romero, director de la página.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios