Un incendio de cinco horas calcina el tejado de un edificio de la calle Jinetes

  • El suceso afectó a tres viviendas y se saldó sin daños personales pero falleció un perro doméstico · La cantidad de material combustible complicó las labores de extinción

Comentarios 1

Las cubiertas de un edificio en la calle Jinetes, perpendicular de la calle Dos Aceras, en pleno centro histórico, quedaron ayer seriamente dañadas tras registrarse un incendio en un inmueble que se prolongó durante casi cinco horas. La vivienda quedó totalmente destruida y otras dos colindantes se vieron afectadas. Se trata de un piso de nueva construcción con planta baja más dos. El fuego se originó en una casa de la última planta, por motivos que se desconocen, y no afectó a las inferiores. El suceso se saldó sin daños personales aunque un perro doméstico falleció, según fuentes del cuerpo de Bomberos.

A las 13:22 los bomberos recibieron el aviso. Minutos más tarde, cuando llegaron al lugar del incendio, éste se encontraba "completamente desarrollado". Las labores de extinción se prolongaron hasta las 17:56 y fue necesaria la participación de 35 bomberos. Hasta 15 de ellos llegaron a trabajar de forma simultánea. La cantidad de material combustible y varias puertas blindadas complicaron las labores de extinción.

Bomberos que participaron en el suceso explican que tuvieron que hacer uso de su material pesado, como sierras eléctricas y radiales, para derribar los obstáculos que se encontraron. "La casa era una olla a presión y nos costó mucho trabajo acceder a ella", explican. Los propietarios del inmueble habían salido minutos antes de originarse el fuego y cuando llegaron se encontraron su domicilio completamente destruido con todas sus pertenencias dentro. "Cuando llegamos todos los vecinos habían desalojado el edificio. El suelo de la casa afectada era de parqué y había muchos elementos de madera que propagaron el fuego con rapidez. La cubierta del edificio era común y por eso varias casas se vieron afectadas", concluyen desde el cuerpo de Bomberos, que celebran que no hubiese daños personales.

El tráfico de la calle Frailes fue desviado por Policía Local en dirección al barrio de la Victoria y a El Ejido durante varias horas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios