Las defensas atacan la investigación del crimen del vigilante de Lomas Golf de Rincón

  • Afirman ante el jurado popular que la Guardia Civil despreció otras pruebas más evidentes

Los abogados de los cuatro acusados por el crimen de José Antonio O., el vigilante del complejo Lomas Golf muerto a tiros en Rincón de en noviembre de 2004, argumentaron ayer ante el jurado que juzga este asunto que sólo los fallos de la investigación justifican que estos cuatro hombres estén sentados en el banquillo. Los letrados arremetieron contra la Guardia Civil, encargada de las indagaciones, y reprocharon que abandonara vías de investigación supuestamente mucho más nítidas que las que condujeron a Yuneo L., supuesto autor material de la muerte, y a los presuntos inductores del crimen: José María H., Luis F. y el letrado Martín Eliseo R.

Las defensas se aferraron a la detención inicial de una pareja británica que aquella misma madrugada trató de darse a la fuga tras ser sorprendida por la Policía Local de Rincón cuando circulaba por la antigua N-340. Durante su primera intervención en este juicio, los letrados trataron de impresionar a los jurados detallando un rosario de pruebas que se despreciaron y que presumiblemente podrían redireccionar las sospechas hacia los primeros detenidos. Se da la circunstancia de que dos de los acusados figuraban inicialmente como testigos en esta causa, en la que el letrado Martín Eliseo R. llegó a ejercer la acusación particular en representación de la viuda de José Antonio O. Aquel procedimiento estaba a punto de llegar a juicio con Yuneo L. como único acusado, cuando volvió al juzgado de instrucción tras detectarse la supuesta implicación de los otros tres hombres. Todos se enfrentan a 18 años de cárcel por asesinato, aunque el fiscal pide dos más para el abogado por presunto delito contra la Administración de Justicia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios