La licitación de obra pública alcanza el mayor volumen desde 2010

  • Las administraciones públicas comprometieron proyectos en la provincia por 328 millones de euros, un 35% más

La licitación de obra pública ascendió el año pasado a 328,3 millones de euros en la provincia de Málaga, lo que supuso un crecimiento del 35% respecto al ejercicio anterior y el volumen más alto desde el año 2010, según los datos de la patronal Seopan. Málaga, además, obtuvo el mayor ingreso comprometido de toda Andalucía, por delante de Sevilla (285 millones) y Almería (185 millones).

La administración local fue la más generosa a la hora de licitar obras públicas con un importe de 142,5 millones de euros, mientras que el Gobierno central se comprometió a hacer proyectos con un desembolso de 99,2 millones de euros y la Junta de Andalucía alcanzó los 86,5 millones.

Los empresarios han pedido por activa y por pasiva un despertar de la obra pública en Málaga, que ha estado casi en punto muerto durante los años de la crisis. La cifra alcanzada en 2017 está muy por debajo de las pretensiones de los empresarios, que está en torno a los 1.000 millones de euros anuales en nuevos proyectos y mantenimiento de los existentes, pero se puede llorar con un ojo porque, al menos, es el mejor dato en los últimos siete años. Se tocó fondo en 2015 con solo 136 millones de euros en licitación pública y tampoco se consiguió rebasar los 200 millones en 2013 (187) y 2012 (147). En 2011, 2014 y 2016 no se pasó de los 300 millones de euros.

En cualquier caso se está a años luz de la década pasada, cuando se superaron con creces los 1.000 millones gracias a la construcción de la terminal 3 del aeropuerto o del AVE entre Córdoba y Málaga. El año más excelso para la obra pública fue, curiosamente, cuando la crisis estaba a punto de entrar. En 2007 las administraciones licitaron obras por 1.469 millones de euros. Pero a eso había que añadirle los 1.283 millones de 2006, los 1.164 millones de 2005, los 1.027 millones de 2008 o los 1.039 de 2009. Eran otros tiempos que difícilmente se repetirán, aunque parece que poco a poco las administraciones van recuperando el ritmo inversor. De cara al futuro hay grandes proyectos por hacer que requerirán fuertes desembolsos como el tren a Marbella o los posibles nuevos desarrollos del Metro de Málaga.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios