Todo listo en Ronda para la llegada de Michelle

  • Se prevé que visitará la Plaza de Toros y observará el Tajo desde distintos puntos

Comentarios 1

Todo está listo en Ronda para recibir hoy la visita de la primera dama estadounidense, Michelle Obama, y su hija Sahsa, que se espera que lleguen a la ciudad a lo largo de la mañana y almuercen en un restaurante próximo a la plaza de toros. Ayer los preparativos eran evidentes en la ciudad, aunque diversas fuentes indican que al tratarse de un viaje privado la agenda prevista se puede modificar en cuestión de horas. Durante estos días el servicio secreto estadounidenses se ha movido con discreción por el posible recorrido, aunque ayer ya se podía apreciar una leve presencia de agentes uniformados de policía en los alrededores de la plaza de toros de Ronda, uno de los monumentos que previsiblemente visitará. Además, en su recorrido por las calles de la ciudad del Tajo también tiene previsto ver el Puente Nuevo y conocer algunos de los palacetes ubicados en el casco histórico de la ciudad. Entre ellos se encontraría la Casa del Rey Moro y la Casa de Don Bosco. Ambos cuentan con unos jardines como parte de su atractivo y ambos se ubican al filo del Tajo de Ronda, aunque en perspectivas diametralmente opuestas.

Precisamente, una de las vistas más espectaculares sobre el Tajo y el Puente Nuevo se tiene desde las terrazas de algunas habitaciones del Parador de Ronda, donde la comitiva habría reservado dos de las habitaciones con mejor visión al impresionante cortado rondeño que divide en dos la ciudad.

Y es que todo apunta a un importante interés por conocer el Tajo desde diversos puntos, y uno de ellos sería a pie de agua, si es que finalmente opta por descender los escalones de La Mina que se encuentra en el interior del palacio del Rey Moro y que permite descender hasta el fondo del Tajo.

En cuanto a la comida, la mayoría de las fuentes consultadas apuntan al restaurante Mesón del Escudero como el elegido, donde habría sido reservada una de sus plantas, aunque la dirección del establecimiento negaba ayer tener una reserva. Además, este restaurante tiene una vinculación familiar directa con el prestigioso restaurante rondeño Tragabuches. No obstante, tampoco se descarta que finalmente pueda comer en el interior del Parador de Ronda, cuyo restaurante tiene previsto un menú de arte breve por si tuviese que dar el almuerzo. Su composición está basada en productos de la zona, y se incluyen algunos platos como tortilla de tagarninas, crujiente de rabo de toro o una caldereta de chivo con castañas del Valle del Genal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios