El tren litoral necesitará un nuevo trazado entre Málaga y Fuengirola

El proyecto del corredor ferroviario de la Costa del Sol, con el que se pretende unir por tren todo el litoral entre Málaga y Estepona, acaba de iniciar su andadura algo cojo. Si bien el compromiso del Ministerio de Fomento, anunciado a tres semanas de las elecciones del 9-M, es garantizar el paso de trenes a 200 kilómetros por hora por la parte del trazado entre Fuengirola y Málaga, la realidad es que a fecha de hoy sigue sin concretarse cómo se dará cumplimiento al mismo.

Diversas fuentes consultadas por este periódico señalaron que la única opción que permitiría una adecuada circulación de los trenes de altas prestaciones entre ambos municipios pasa por construir otro trazado ferroviario, alternativo a la línea de Cercanías ya existente. De este modo, se eliminaría el cuello de botella que supondría que los servicios de alta velocidad compartan la misma infraestructura que los Cercanías.

Estas mismas fuentes señalaron que esta infraestructura de nueva ejecución no tendría necesariamente que desarrollarse entre Fuengirola y Málaga, sino que podría aprovecharse la llegada del AVE Córdoba-Málaga al aeropuerto de la capital de la Costa del Sol. Desde el aeródromo se podrían tender las vías de ancho internacional hasta enlazar con el trazado que la Junta de Andalucía ejecutará entre Fuengirola y Estepona.

Este planteamiento, defendido desde hace meses por los responsables de la Consejería de Obras Públicas, choca con la postura que en los últimos años ha mantenido el departamento dirigido por Magdalena Álvarez, que ha insistido en el desdoblamiento de las vías actuales como una solución suficiente. Una posición que ahora cambia de manera radical.

Muestra de la asunción por parte de Fomento de su error es el compromiso adquirido con la Junta para que los trenes vayan a 200 kilómetros por la parte del corredor ferroviario que le corresponde, y de otro, la reciente adjudicación de un estudio informativo para detallar y definir las actuaciones que sean necesarias para hacer que ello sea posible. No obstante, este documento no estará finalizado antes de dos años.

Por su parte, la Administración autonómica, que contaba desde hace meses con los proyectos constructivos de la parte del ramal entre Fuengirola y San Pedro Alcántara, ha dado los primeros pasos para comenzar las obras. El pasado miércoles licitó los trabajos constructivos del tramo Las Lagunas-La Cala de Mijas, de cuatro kilómetros de longitud, por 221 millones de euros. El diseño propuesto incluye la ejecución de un doble túnel, que será ejecutado mediante el empleo de tuneladora.

Las características previstas por Obras Públicas garantizan la circulación de ferrocarriles de altas prestaciones a velocidades máximas de 220 y 250 kilómetros por hora y una demanda de viajeros al año de 40 millones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios