Un malagueño muere tiroteado en la ciudad venezolana de Maracaibo

  • Un familiar se puso en contactó con el Consulado español en Venezuela diciendo que "tenía noticias de que su hermano podía haber sufrido un accidente"

Un hombre de 41 años y natural de Málaga ha sido asesinado en la ciudad venezolana de Maracaibo. Se trata del segundo malagueño que muere en Sudamérica de forma violenta en menos de un mes.

Eduardo F.G. fue hallado el pasado 28 de marzo en un descampado del barrio de El Palotal, tras haber sido tiroteado. Murió poco después en el hospital, aunque hasta la semana pasada no se conoció su identidad.

Según ha explicado al diario Sur el cónsul general adjunto de España en Venezuela, Jorge Noval, "su pasaporte había desaparecido, con el resto de su documentación y dinero".

Un familiar se puso en contactó con el Consulado español en Venezuela la semana pasada, diciendo que "tenía noticias de que su hermano podía haber sufrido un accidente o haber tenido algún problema", según el diplomático. Ante esto, ha añadido, "acudimos a la morgue y comprobamos que, efectivamente, era este señor".

La repatriación del cadáver podría demorarse unos días, mientras tanto el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas se ha hecho cargo de las pesquisas, no habiendo, por el momento, detenidos.

Al parecer, Eduardo F.G., natural y vecino de Málaga y con tres hijos, viajaba mucho debido a sus negocios, según han indicado desde su entorno.

La muerte de Eduardo F.G. se une a la de Irene Cortés Lucas, la joven de 30 años, natural de Vélez-Málaga, que el pasado 2 de marzo recibió un disparo durante un atraco en un bar en la ciudad colombiana de Barranquilla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios