El mercado de las artes tiende la mano a los vecinos al rebajar su superficie

  • De la Torre subraya que los ciudadanos "tienen la palabra" en la viabilidad del proyecto · El inmueble albergaría estudios para los artistas y una gran sala de usos múltiples

"Apostamos por un proyecto de conciliación y no de imposición". Esta es una de las premisas que defienden los impulsores del mercado de las artes en la calle Camas, un proyecto que ayer fue presentado a los ciudadanos en el cine Albéniz. El impulsor del movimiento, Martín Moniche, aseguró que el inmueble, que acogió el mercado provisional de Atarazanas, "ha tendido la mano" a los vecinos al pasar a tener una superficie de unos 800 metros cuadrados, un tercio de lo proyectado inicialmente. Este recorte, a juicio de Moniche, dejaría libre una "gran plaza" de unos 3.000 metros cuadrados. "Después de todo lo acontecido hemos presentado una propuesta integradora que dé cobijo a los artistas de esta ciudad. Es una propuesta de consenso que quiere demostrar que Málaga es plural. No queremos seguir siendo la Málaga de la que se fue Picasso", dijo Moniche.

Con dos plantas, el mercado de las artes albergaría estudios para los artistas, una sala de usos múltiples y una tienda donde los creadores venderían sus propuestas. Actualmente, el inmueble (desmontable y adaptable) ocupa casi la totalidad de la plaza, llegando a distar solo 90 centímetros de los edificios. La iniciativa para recuperar este espacio surgió en junio del año pasado a través de la red social Facebook.

Por su parte, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, insistió en que "es necesario" que el proyecto cultural cuente con el "consenso" de los vecinos y los comerciantes del entorno de calle Camas, por lo que son éstos los que "tienen la palabra". Aunque espera que se dé ese acuerdo entre los promotores del proyecto y vecinos, comerciantes, empresarios y hosteleros del centro histórico, subrayó que si no lo hay, no podrá salir adelante. No obstante, siguió contemplando la posibilidad de que la iniciativa se traslade a otro espacio de la ciudad.

La presidenta de las asociación de vecinos del centro, María José Soria, ha mostrado en reiteradas ocasiones su oposición al proyecto. "Lo que queremos es una gran zona abierta para uso ciudadano", dijo la representante vecinal. Por su parte, Moniche destacó que Soria fue invitada a conocer el proyecto, algo, que por el momento, "ha rechazado".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios