La normalidad marca la vuelta a clase de más de 153.000 alumnos

  • Los padres aseguran que los problemas de masificación surgidos durante el año pasado se han solucionado, aunque este año casi mil alumnos volverán a estudiar en aulas prefabricadas

Comentarios 2

El arranque más tranquilo de los últimos años. La normalidad fue la nota más dominante ayer en el comienzo de las clases en Educación Infantil y Primaria en la provincia de Málaga, donde apenas se registraron incidencias reseñables a pesar de que más de 153.000 alumnos volvían a las aulas. Si el año pasado las críticas de los padres por la masificación en las aulas marcaron el inicio del curso escolar, este año el panorama ha sido muy diferente pese a que casi 1.000 niños estudiarán en aulas prefabricadas.

Los padres tienen "grandes expectativas" con las nuevas medidas tomadas este año por Educación y la presidenta de la Federación de Asociación de Padres de Málaga, Marisol Luque, elogió ayer el nuevo modelo de cobertura de bajas para profesores, que con carácter experimental, se puso en marcha el pasado curso en 200 centros de Andalucía y que este año se implanta a la totalidad de colegios e institutos de la comunidad. Este sistema reduce a cinco días el plazo para las sustituciones que antes se gestionaban con 15 días y otorgaba autonomía a los directores de los centros. En general los padres y madres, se mostraban "optimistas" ante este inicio de curso al que califican de "positivo" y sin grandes masificaciones en las aulas, con un máximo de entre 25 y 29 alumnos, aseguraba Luque.

Si la normalidad fue la nota reinante en la capital, en los municipios de la provincia tampoco se registraron incidencias reseñables. En Rincón de la Victoria, la apertura del CEIP de Parque Victoria para los niños de infantil ha provocado un descanso en las madres de La Cala que ya podrán olvidar las aulas prefabricadas. Atrás quedan los módulos instalados en el llano de Baluma y en el Gregorio Marañón. Algunas quejas hubo sobre las obras que continúan en el edificio para primaria. No obstante, tanto la empresa como la Consejería de Educación garantizaron la seguridad de los pequeños. Donde sí permanecen todavía es en una parcela próxima al Parque de Bomberos que acoge a niños de 3 y 4 años. Son los futuros alumnos del colegio que se construya en Lo Cea en Torre de Benagalbón. Ayer por la mañana, la preocupación de las madres era conocer dónde tendrán el comedor y el aula matinal ya que este año al tener un código nuevo no pertenecen al Josefina Aldecoa.

En la Costa del Sol la normalidad también fue la nota dominante. En Mijas, el alcalde, Antonio Sánchez, fue el encargado de inaugurar el curso en el colegio El Albero, un acto en el que quiso dar la bienvenida a los más de 6.600 alumnos que se incorporaron ayer a las aulas (4.100 de Primaria y 2.500 de Educación Infantil). Según informaron desde el Ayuntamiento mijeño, se llevarán a cabo durante el curso proyectos para remodelar cuatro de los colegios más antiguos de Las Lagunas y La Cala, más concretamente en los centros El Albero, Las Cañadas, Campanales y García Olmo. El alcalde explicó que ha mantenido encuentros con los directores de los colegios para coordinar las obras y que éstas "no afectarán" el desarrollo de las clases.

En cuanto a Fuengirola, el curso arrancó con una novedad principal, la puesta en marcha del nuevo colegio de Los Pacos. Fuentes de la Delegación de Educación informaron de que el arranque transcurrió con total normalidad en este colegio y que se incorporaron dos grupos de 3 años, otros dos de alumnos de 4 años, uno de 5 y otro de primero de Primaria.

Paralelamente en Benalmádena, la edil de Educación, Remedios Herrero, realizó ayer una visita por distintos centros con el fin de conocer cómo se estaba desarrollando el primer día de clase. Herrero indicó que este se han incorporado 3.324 niños de Primaria y 1.687 de Educación Infantil. Asimismo, en el colegio La Leala abrió sus puertas un módulo de prefabricadas (dos aulas) que servirá para albergar a medio centenar de alumnos mientras se construye un nuevo pabellón.

En Marbella, fueron unos 12.200 niños los que ayer comenzaron su curso escolar. La delegada de Cultura y Enseñanza, Carmen Díaz, explicó que el inicio de curso transcurrió sin incidentes, salvo "una incidencia motivada por la reducción, por parte de la Junta de Andalucía, de una línea de transporte escolar en el colegio Platero de Las Chapas". La alcaldesa de la localidad, sin embargo, criticó en este primer día del año lectivo la falta de nuevos equipamientos educativos, recordando que, desde que existe un gobierno autonómico, "sólo se han construido nueve centros escolares", seis en los años 80 y tres en la última década. Así, insistió en que es algo "intolerable" que "después de haber puesto a disposición de la Consejería de Educación suelo en todos los puntos del municipio comencemos un nuevo año con aulas prefabricadas". De igual modo, tanto en su visita al colegio San Pedro como al colegio Las Albarizas insistió en la necesidad de que se materialicen los proyectos educativos.

En Estepona no se produjo no se produjo ningún incidente, si bien sigue sin construirse el colegio de Los Altos de Estepona en el que se continúan matriculando niños que tienen que realojarse en el antiguo Víctor de la Serna.

Finalmente, en Antequera el inicio del nuevo curso también comenzó sin sobresaltos. "Estamos contentos porque la mayor parte de los colegios han tenido inversiones que les han hecho mejorar sus instalaciones", dijo la concejala de Educación, Carmen Pena.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios