El número de viviendas visadas crece otro 15% en el primer trimestre

  • Entre enero y marzo los promotores han proyectado 1.614 inmuebles en Málaga y se finalizaron 905 nuevas, un 79,5% más

El sector inmobiliario sigue confiando en la recuperación del mercado, aunque a un ritmo algo menor del esperado teniendo en cuenta las grandes perspectivas que los promotores nacionales conceden a Málaga y el resto de la Costa del Sol. En el primer trimestre del año se visaron en el Colegio de Arquitectos 1.614 viviendas, lo que representó un incremento del 15,5% respecto al mismo periodo del año anterior y el volumen más alto de los últimos años. El dato, por tanto, es positivo pero, si se hiciera una extrapolación lineal al resto del ejercicio, se podría pensar que se cerrará 2018 con menos de 10.000 viviendas visadas, menos de la mitad de la demanda natural existente en la provincia.

Málaga capital se mantiene como la zona más dinámica, algo lógico si se tiene en cuenta que es la que tiene mayor población. En la capital se han visado en el primer trimestre casi 500 inmuebles por un presupuesto total de 59 millones de euros. La vivienda de protección oficial es una rara avis, pero normalmente en la capital suele haber alguna cantidad. Entre enero y marzo, sin embargo, no se proyectó ninguna VPO nueva en la capital. Los únicos visados de vivienda protegida fueron en Marbella y Benalmádena, pero solo para dos viviendas unifamiliares con un presupuesto global de 600.000 euros, según los datos del Colegio de Arquitectos.

Al margen de la capital, los promotores están apostando por Alhaurín de la Torre (con 22 proyectos con 42 viviendas, la mayoría unifamiliares), Marbella (39 proyectos con 171 viviendas), Benahavís (17 proyectos con 140 viviendas), Estepona (18 proyectos con 223 viviendas), o Casares (dos proyectos con 135 viviendas), entre otras localidades. El visado de viviendas crece lentamente pero sin detenerse. Lo que sí está aumentando a una mayor velocidad son las viviendas nuevas terminadas, que corresponden a aquellas que se comenzaron a construir hace en torno a un par de años y que ya pueden empezar a ser ocupadas por sus propietarios en cuanto el promotor obtenga la licencia de apertura, algo que no es baladí porque hay ayuntamientos que están tardando hasta un año en concederla. Según los datos oficiales registrados en el colegio, en el primer trimestre de 2018 se finalizaron 905 viviendas, un 79,5% más que en el mismo periodo del año anterior. El año pasado se terminaron, en total, 2.583 viviendas nuevas y este año, si se mantiene esa progresión, el número podría duplicarse aunque cabe recordar que se parte de un volumen bajo. Entre esas viviendas acabadas se suman 84 en Málaga capital, 31 en Ronda, 67 en Marbella, 188 en Torremolinos, 66 en Benalmádena, 117 en Benahavís, 100 en Estepona o 99 en Torrox.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios