La oposición exige un consejo urgente de Limasa y el alcalde llama a la calma

  • El comité de trabajadores y la empresa volverán a reunirse hoy para intentar acercar posturas sobre los recortes salariales

La falta de acuerdo entre los trabajadores y los socios privados de la empresa mixta de limpieza Limasa de Málaga amenaza con enquistarse si no se acercan posturas en los próximos días. Mañana habrá una nueva reunión, pero todo apunta a que cambiará poco el panorama mientras la parte privada no ponga sobre la mesa una propuesta para equilibrar los recortes salariales que ya han comenzado a sufrir los empleados. El alcalde de la ciudad, Francisco de la Torre, está convencido de que al final se llegará a un acuerdo, mientras que los grupos de la oposición en el Ayuntamiento de Málaga exigen la celebración de un consejo de administración urgente para dar cuentas de la situación actual.

El regidor malagueño señaló que "a unos y a otros les hemos planteado sacrificios", que, en su opinión, son "perfectamente asumibles atendiendo al comportamiento tan positivo que la empresa ha ido teniendo con unos y otros en estos años". Así, dijo que su deseo es "hablar todo lo que sea necesario", por lo que puntualizó que ya ha habido conversaciones entre el gerente de la empresa, Rafael Arjona, y los trabajadores, y entre la concejala de Medio Ambiente, Ana Navarro, y los directivos empresariales de Limasa. Ante la congelación salarial impuesta por la empresa para este año 2012, cuando según el convenio vigente estaba previsto una subida de los sueldos del 2%, los trabajadores de Limasa acordaron el pasado sábado en asamblea iniciar un calendario de movilizaciones para protestar que comenzará previsiblemente esta sábado con una concentración en el centro.

Las exigencias de la parte privada de Limasa pasan, además de por la congelación de la subida salarial del 2% prevista para este año, por la eliminación de la jornada de trabajo en festivos y del plus correspondiente a esos días, entre otros aspectos. Los grupos de la oposición de PSOE e IU se reunieron ayer con el comité de empresa de Limasa y ambos coincidieron en la necesidad de que se celebre una reunión urgente y extraordinaria del consejo de administración para abordar los recortes anunciados contra los trabajadores. La portavoz socialista, María Gámez, consideró "increíble que ante el primer quiebro se haya acudido de inmediato a tocar el sueldo de los empleados cuando los beneficios de la empresa han sido crecientes en estos años".

Por su parte, el portavoz adjunto del grupo municipal de IU en el Ayuntamiento de Málaga, Eduardo Zorrilla Díaz, criticó la gestión del alcalde, Francisco de la Torre, en la empresa mixta encargada de la limpieza y recogida de basuras en la ciudad, que "se encuentra en una mala situación por la constante improvisación del equipo de gobierno y un modelo que favorece a los intereses privados en vez de responder a lo que demanda la ciudadanía". Además, anunció que propondrá un plan que permita a la empresa reducir el déficit y las transferencias de fondos municipales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios