La ex edil que reconoció pagos de Roca declara ahora que eran un "préstamo"

  • Revilla cambia aspectos de su primera declaración y dice que el auto de procesamiento del juez Torres es "una fábula" · Yagüe vuelve a negar su vinculación con los delitos de cohecho y prevaricación

Los 240.000 euros que la ex concejal Carmen Revilla recibió, supuestamente, de manos del ex asesor de Urbanismo del Ayuntamiento de Marbella, Juan Antonio Roca, eran un "préstamo" y en ningún caso se podrían interpretar como un pago por determinadas actuaciones en las comisiones de gobierno. Así lo hizo saber ayer Revilla durante la declaración indagatoria que prestó en el Juzgado de Instrucción número 5 de la ciudad por el caso Malaya.

La ex edil, que compareció ante el juez Óscar Pérez, quiso modificar aspectos concretos de la primera declaración que realizó cuando fue detenida en junio de 2006, argumentando que en aquellos momentos se encontraba "muy nerviosa". Además, considera que lo recogido en el auto de procesamiento que redactó el anterior instructor del caso, Miguel Ángel Torres, es "una fábula" porque los sobres con dinero que le hacía llegar Roca correspondían a un "préstamo", según explicaron fuentes judiciales.

Pero Revilla no fue la única que se opuso al contenido de los autos de procesamiento. La ex alcaldesa Marisol Yagüe, la ex primera teniente de alcalde Isabel García Marcos y los ex concejales José Jaén y Vicente Manciles, también se mostraron en desacuerdo con las conclusiones leídas por el juez durante las indagatorias que dieron comienzo ayer.

En el caso de la comparecencia de la ex regidora, que apenas duró 15 minutos, ésta volvió a negar tajantemente su implicación en delitos de cohecho, prevaricación y maquinación para alterar el precio de las cosas, y también reiteró su inocencia, según indicó su abogado, Pablo Luna. A diferencia de Carmen Revilla, Yagüe no aprovechó su presencia para modificar o añadir algo a su declaración, ya que considera que las dos anteriores que realizó fueron lo suficientemente "amplias y completas".

Por este motivo, la ex alcaldesa, que quedó en libertad bajo fianza de 60.000 euros después de pasar más de cinco meses en prisión, se acogió a su derecho de no contestar a las preguntas de las partes presentes en la comparecencia. Al tratarse de un procedimiento en el que se encuentran procesadas un total de 86 personas, ayer acudieron a las indagatorias una quincena de letrados, la mayoría representantes de otros ex concejales detenidos, pero también los contratados por la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Marbella, que decidieron personarse como administraciones perjudicadas por la trama de corrupción municipal.

Además, Luna indicó que su defendida atraviesa un delicado momento personal debido al reciente fallecimiento de su hermana, por lo que prefirió remitirse a la declaración que hizo en sede policial cuando fue detenida y a las dos comparecencias anteriores en el Juzgado de Instrucción número 5.

En cuanto a la posibilidad de solicitar pruebas en defensa de Yagüe, el abogado señaló que todavía "no es el momento" porque el procedimiento aún no ha concluido. A la salida de la indagatoria, la ex alcaldesa eludió hacer ningún tipo de declaración, algo que no sorprendió a los informadores porque desde su detención no ha roto su silencio.

El que también rehusó comentar nada acerca de su comparencia ante el magistrado fue el ex concejal de Obras Vicente Manciles, procesado por los presuntos delitos de prevaricación y tráfico de influencias. El sumario del caso recoge la anterior declaración de Manciles en la que reconoce que Yagüe le entregó un sobre con 18.000 euros en su interior.

Otro de los asistentes a este primer bloque de indagatorias fue el ex edil de Cultura José Jaén, que tampoco dio detalles sobre su oposición al auto de procesamiento. Jaén, uno de los tres concejales socialistas que firmó la moción de censura, permaneció cuatro meses en la cárcel de Alhaurín de la Torre, hasta que el juez Torres le impuso una fianza de 50.000 euros.

Quien no pudo comparecer a esta nueva cita judicial fue el ex edil de Transportes Victoriano Rodríguez, que presentó un exhorto solicitando declarar en su lugar de residencia. Rodríguez, que presenta problemas de salud debido a su avanzada edad, está procesado por los delitos de prevaricación, malversación de caudales públicos, cohecho, maquinación para alterar el precio de las cosas y tráfico de influencias.

Las indagatorias continuarán hoy con otros seis ex ediles.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios