El subdelegado anuncia avances en la investigación de los dos últimos crímenes

  • Las pesquisas sobre el bebé aparecido muerto en Huelin se extienden a otras provincias

El subdelegado del Gobierno en Málaga, Hilario López Luna, informó ayer de que el Cuerpo Nacional de Policía aún investiga los últimos crímenes ocurridos en la provincia y que este cuerpo de seguridad no descarta de momento ninguna hipótesis para resolver los casos.

López Luna, que ayer presentó el plan de regeneración de las playas malagueñas de este año, anunció en relación a estos crímenes que existen avances en la investigación de ambos sucesos, el de la joven que apareció muerta con varias heridas de arma blanca en su domicilio de Las Chapas de la capital malagueña, y el del ciudadano de origen iraní y pasaporte británico cuyo cadáver apareció en extrañas circunstancias en su residencia de Marbella. La joven fue encontrada sin vida el pasado 7 de febrero y el hombre de Marbella, que según la autopsia falleció a causa de varios traumatismos en la cabeza, fue hallado unos días más tarde. El cadáver fue encontrado por unos obreros que trabajaban en el arreglo de su villa de lujo, ubicada en la calle Margarita de la urbanización La Carolina de este municipio.

"La Policía no ha cesado de trabajar en ambos casos", manifestó el subdelegado, que señaló que en el primer caso no se descarta que el fallecimiento pudiera deberse a un caso de violencia machista.

Con respecto al cadáver del bebé hallado en la orilla de la playa de Huelin el pasado 4 de enero, una niña con pocos días de vida, el subdelegado del Gobierno en Málaga apuntó que el suceso se investiga fuera del ámbito territorial de la provincia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios