barcelona | málaga cf

"Arbitrar es difícil, ¿pero tanto?"

  • "No queremos que nos den, pero es que nos quitan mucho", señala Míchel, comedido pese al fallo garrafal del colegiado

  • Sobre los suyos, apremia: "Hemos estado en el juego siempre"

Míchel se lleva las manos a la cara para quejarse en un lance del choque. Míchel se lleva las manos a la cara para quejarse en un lance del choque.

Míchel se lleva las manos a la cara para quejarse en un lance del choque. / alejandro garcía / efe

Míchel se mostró comedido con el flagrante error arbitral del árbitro que puso a su equipo abajo en el marcador a los dos minutos de juego. Demasiado educado para lo que arrastra un equipo con un punto de 27 posibles, con varios errores arbitrales en sus nueve compromisos ligueros. "Me pasa que yo digo que arbitrar es muy difícil. Un gol del Éibar en fuera de juego, en Valencia el segundo gol que cerraba el partido, el domingo pasado otra vez... Es ir por detrás en el marcador, que nosotros somos últimos y es una losa. Yo digo que pasaría si esta racha la llevase otro que no fuese el último. No vamos a achacar nuestra situación a la labor arbitral. No queremos que nos den, pero es que nos quitan mucho", decía molesto el madrileño, cansado de situaciones que se escapan de su control.

Con lo que sí quedó satisfecho el madrileño fue con sus jugadores: "Quiero felicitarles ante tantas malas noticias. Un equipo en esta dinámica no viene y hace este partidazo. A veces nos equivocamos, pero nos cuestan muy caros los errores. Es muy duro venir al Camp Nou y perder en el minuto 2 porque eso te desmoraliza, pero el equipo no lo ha hecho. Se trataba de jugar organizados, trabajar y desarrollar lo que hemos preparado, que era estar en el partido y el equipo ha estado en el juego en todo momento".

Míchel buscó siempre el camino para lanzar mensajes positivos hacia sus jugadores: "Arbitrar es muy difícil, pero ¿tanto? La situación es mala y real, pero nos aferramos a seguir compitiendo. Un día no tendremos a un rival tan potente como el Barcelona y podremos ganar. Quiero que mis jugadores estén bien y estén unidos porque es la única manera de sacar esto".

Individualmente, el técnico habló de varios nombres propios, uno de ellos, el Chory Castro: "Es un veterano de guerra. Ha jugado dos partidos de gran compromiso y ha estado a gran altura. Casi siempre hace lo que debe". Sobre Adrián comentó que aún "no ha dado su medida real como futbolista", y sobre Rolan que "está dando bastante, alternativas en el juego, profundidad, se adapta a todas las posiciones en el juego... Ha tirado mucho de los centrales para dejar hueco a Peñaranda". "Poco a poco vamos encontrando cosas que nos van a ayudar y me van a ayudar a mantener la esperanza", sentenciaba el madrileño.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios