Sam Allardyce quiere dinero por Sandro

Sandro Ramírez. Sandro Ramírez.

Sandro Ramírez. / EFE

El culebrón de Sandro Ramírez va dando giros cada día que pasa. Más allá de que para el Málaga sea algo casi utópico, hay un portavoz oficial que se encarga de cercenar las ilusiones blanquiazules de repescar al que fue su máximo goleador la pasada temporada. Se trata de Sam Allardyce, actual técnico del Everton, que tiene un plan claro para el delantero canario. No le importa el destino, le interesa saber cómo va a salir. Para el entrenador es una cuestión de dinero. No cuenta con él, no, pero sí con un posible ingreso para reinvertir en este mercado invernal. "Le comenté a la directiva que mi recomendación es que nadie salga cedido ahora, que sólo haya ventas en enero para así reforzar más al equipo. No ha habido ofertas por Sandro, aunque aún queda mercado y los equipos quieren hacerse más fuertes. Quien quiera salir de aquí, tendrá que ser con nuestra aprobación y con una oferta que no podamos rechazar", aseguró ante los medios de comunicación en una rueda de prensa previa a un partido contra su eterno rival, el Liverpool.

La jugada del Málaga pasaba por esperar que el jugador forzara su salida como cedido y además aceptando ganar menos dinero. En este panorama, lo más natural es que clubes como Villarreal o Sevilla tengan un mayor margen de maniobra. Lo que también parece claro es que no se ha escrito el último capítulo del serial Sandro. En realidad, ni siquiera el penúltimo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios