Un encuentro de dimensión planetaria

  • Habrá medios de los cinco continentes y una demanda de tres veces lo habitual en Martiricos

Los jugadores del Málaga aplauden a la grada después de vencer al Barcelona en La Rosaleda. Los jugadores del Málaga aplauden a la grada después de vencer al Barcelona en La Rosaleda.

Los jugadores del Málaga aplauden a la grada después de vencer al Barcelona en La Rosaleda. / daniel pérez / efe

Los jugadores del Málaga C.F. comenzarán sus vacaciones el lunes. En el club tendrán esa sensación cuando se apague la última luz de La Rosaleda el domingo de madrugada. Que la considerada mejor Liga del mundo se juegue aquí en la última jornada conlleva un foco de tamaño descomunal. Los cinco sentidos de los cinco continentes mirarán hacia Málaga.

Ello supone que Martiricos se hará muy grande y muy pequeño a la vez. El coso blanquiazul será protagonista de multitud de fotografías e imágenes televisivas. En el club están preparados y hastiados para absorber una desbordante carga de trabajo. Lo que debería ser la fiesta de despedida del curso puede ser el primer escenario donde el Real Madrid celebre su conquista de la Liga.

Un buen termómetro para medir el impacto del encuentro está en los datos mediáticos. Habitualmente, son unas 150 las acreditaciones que recibe el departamento de comunicación para un encuentro liguero. En esta ocasión, han ascendido a 403. Correspondientes a 85 medios de comunicación diferentes de, literalmente, todo el mundo. Desde los cinco continentes se han cursado solicitudes en los últimos días. Fundamentalmente, porque LaLiga tiene vendidos sus derechos en multitud de países diferentes. Rumanía, Japón, China, varios lugares de Sudamérica, Los Ángeles... No faltará diversidad en la grada de Tribuna, donde los responsables de la entidad hasta última hora de ayer hacían encaje de bolillos para buscar localidad a todo el mundo. Y es que sólo las peticiones televisivas copan los pupitres de prensa ubicados en la grada principal de estadio.

Canal Plus África o la SL japonesa serán algunos de los medios más sorprendentes. Viejos conocidos del mundillo como L'Equipe, The Sun, Bild o The Guardian también estarán igualmente representados en La Rosaleda.

Si llegarán agencias de fotografía de sitios como México, Japón o China, serán 33 las diferentes televisiones que se darán cita en Málaga. En el último choque liguero, contra el Celta, únicamente hubo dos. Y según se celebre o no un partido de relevancia por rivalidad regional o entidad del adversario, raro es el día en que hay acreditadas más de seis televisiones.

El Málaga ha tenido que ir rechazando varias decenas de acreditaciones solicitadas esta semana, ya que se encuentra ante un grave problema de espacio. Precisamente, La Rosaleda no es un estadio pequeño. Lo peor, sin duda, puede darse en la zona mixta, el espacio donde hablan los protagonistas tras el partido. Lo normal es que haya entre 8 y 10 equipos ENG (cámara más redactor) por partido y pasado mañana hay 35 confirmados. Sumados a los profesionales de radio y prensa escrita que suelen moverse por la zona, en la entidad estaban estudiando habilitar una tarima para ofrecer doble altura y posiciones más escalonadas a las cámaras.

Y si esto solo ocurre en prensa, a ello hay que unirle las obligaciones de protocolo o de los palcos, en los que hay también overbooking. Desde el departamento de entradas, de hecho, han tenido que liberar algunas butacas para disponer de mayor espacio ante un partido que pasará a la historia de la entidad y de la Liga.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios