El olivo solitario

  • El Málaga inaugura hoy las obras de La Academia con un pomposo acto

  • El proyecto arranca siete años después de que entre club y Unesco se colocara la primera piedra en Arraijanal

Irina Bokova, directora general de la Unesco, y Abdullah Ghubn, ex vicepresidente del Málaga, siembran un olivo en Arraijanal en 2011. Irina Bokova, directora general de la Unesco, y Abdullah Ghubn, ex vicepresidente del Málaga, siembran un olivo en Arraijanal en 2011.

Irina Bokova, directora general de la Unesco, y Abdullah Ghubn, ex vicepresidente del Málaga, siembran un olivo en Arraijanal en 2011. / M. H.

El 1 de junio de 2011 se dio un paso hacia la construcción de La Academia que parecía indicar un pronto arranque del proyecto que acogería al futuro del club. A los muy próximos Samuel, Darder, Castillejo o Fornals. Abdullah Ghubn, entonces vicepresidente de la entidad, e Irina Bokova, directora general de la Unesco, plantaron un olivo en los terrenos de Arraijanal que actuaría de primera piedra. Siete años después, ninguna la precedió; ese árbol creció solitario hasta el día de hoy, cuando el Málaga inaugura a bombo y platillo unas obras que parecían no tener fecha. Tras años de trabas, promesas incumplidas y burocracia interminable, las primeras máquinas asoman por Guadalmar para dar un hogar digno a las juventudes blanquiazules.

El evento comenzará a las 12:45 en el mismo solar de Arraijanal con la firma de una camiseta conmemorativa que será enterrada a modo de cápsula del tiempo en un pilar de la construcción. Pocos no han querido apuntarse al acto, donde se espera la presencia de representantes políticos -de Ayuntamiento y Junta-, miembros de club y Fundación, así como los responsables de la dirección del proyecto, el estudio y la constructora Bilba, que será la encargada de ejecutar las obras.

7Millones de euros. Es lo que costará la ejecución de la primera fase de construcción

El arranque de los trabajos se ha precipitado semanas después de que el club pidiese una prórroga al plazo que contemplaba la licencia de obras tramitada, que situaba el comienzo en enero. El alcalde, Francisco de la Torre, confirmó en Cadena Ser que la entidad había pedido tal moratoria y el propietario, Abdullah Al-Thani, manifestaba a su modo en redes sociales que la falta de acuerdo con el reparto de algunos pagos le hacía decir no. Salvado el último de los escollos, luz verde al caballo de batalla desde la llegada del catarí en 2010.

Lo que hoy comienza es la construcción de la primera de las tres fases del proyecto de La Academia. En ella se incluye un campo de césped natural, tres de césped artificial, parte del edificio principal de oficinas y material y la grada del terreno de verde natural. Suficiente para el objetivo primordial: que la ciudad deportiva del Málaga deje de ser la más extensa de España por lo disperso de sus equipos por toda la provincia. Con este primer paso, que finalmente costará 7 millones de euros pese al primer presupuesto de 4.5, se podrán aglutinar todos los equipos de la base malaguista en un mismo lugar.

En aquel simbólico acto entre Málaga y Unesco se preveía que los trabajos podían empezar en el plazo de un mes. Nada más lejos de la realidad, durante estos siete años se han repetido los anuncios de la inminencia de La Academia. Sucede que entretanto se dieron varios obstáculos de importancia empezando por el cumplimiento de los requisitos de la Consejería de Medio Ambiente. Cuando en 2014 se recibió el OK al proyecto desde el organismo, tocó cerrar la permuta de los terrenos de El Viso como compensación de un traspaso que requería que la Fundación entrase en escena para que la propiedad recayese a su nombre como organización sin ánimo de lucro. Y de paso, el consistorio debió declarar al organismo de utilidad pública para acelerar el acuerdo de cesión por los próximos 75 años. No fue hasta el mayo pasado cuando al fin se firmó en un encuentro entre Al-Thani y De la Torre el convenio que permite, tras pasos lentos y tortuosos, que el famoso olivo dé sombra a los malaguistas del futuro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios