El Puente Nuevo de Ronda comienza a recuperar su salud

  • Los operarios han profundizado 5,40 metros para eliminar una ciénaga

  • Las obras siguen los plazos y durarán 40 días

El avance de las obras de reparación del hundimiento sobre uno de los extremos de la plataforma del Puente Nuevo de Ronda ha dejado a la luz la importancia del problema. Y es que los equipos que trabajan para repararlo están trabajando con una profundidad de 5,40 metros, lo que obligará mover unos 300 metros cúbicos de tierra que se había convertido en una ciénaga. La impresionante imagen del socavón abierto por los obreros no deja indiferentes a nadie. Ayer turistas y rondeños no perdían la oportunidad de pararse a observar el tremendo agujero excavado y hasta aprovecharon para realizar alguna fotografía.

Las excavaciones realizadas han venido a confirmar la necesidad de ejecutar la intervención, aunque el delegado municipal de Obras y Urbanismo, Francisco Márquez, explicó que la dimensión del problema no ha sido mayor de lo esperado por los técnicos. En este sentido, explicó que debido al paso de los años y el importante tráfico que soportaba esta infraestructura, los saneamientos que pasan por la misma había resultado dañados y se había ido produciendo un filtración que durante años se ha ido profundizando sobre el terreno hasta provocar el estado actual en el terreno.

En cuanto a los plazos de ejecución, los responsables municipales siguen manteniendo que se espera que en un espacio 40 días los trabajos se podrán finalizar, aunque la presencia de un importante nudo de conducciones de sistemas de comunicaciones está haciendo tener que trabajar con extrema prudencia en una de las zonas afectadas para evitar dañar los cables.

De momento, los trabajos se están centrando en la extracción del cieno que se había acumulado en la zona durante años, un trabajo muy aparatoso por la profundidad que está alcanzado, lo que ha llevado el ya famoso agujero a las redes sociales en forma de sátira. Y es que algunos han comenzado a ironizar con la posibilidad de que se esté construyendo en realidad un metro. Una vez finalice el trabajo de saneamiento del terreno se procederá a la reparación de los saneamientos y también a restaurar a su estado original la parte superficial de puente, para lo que la empresa está conservando los adoquines que han tenido que ser retirados y que volverán a cubrir la plataforma una vez completado el proceso para devolverla a su altura original.

Además, aprovechando los trabajos que se están acometiendo también está previsto realizar una limpieza en profundidad del tablero. Unos trabajos de reparación que se estima que tendrán un coste de unos 100.000 euros, aunque están vinculados a otra actuación de mejora del saneamiento junto a la plaza de toros que busca evitar que se produzcan inundaciones en sus alrededores, como viene ocurriendo cuando se proceden lluvias de cierta importancia en poco espacio de tiempo. Una imagen que se ha repetido durante los últimos años con la llegada de la temporal de lluvias y la presencia de aguaceros de importancia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios