Jardín botánico el albardinal

Medio Ambiente mantiene poblaciones de dos moluscos amenazados

  • La Consejería de Medio Ambiente ha recreado en las instalaciones del Jardín Botánico El Albardinal, situado Parque Natural Cabo de Gata-Níjar, el nacimiento de un manantial, donde ha introducido varios ejemplares de dos moluscos de agua dulce catalogados como Vulnerables en el Libro Rojo de los Invertebrados de Andalucía.

Estas especies son el endemismo ibérico Melanopsis praemorsa y el endemismo iberobalear Pseudamnicola gasulli, cuya delicada situación se debe a las restringidas áreas de distribución de sus poblaciones y a la fragilidad de los ecosistemas que ocupan.

Esta novedosa iniciativa se enmarca en el Programa de Actuaciones de Conservación de los Invertebrados Amenazados de Andalucía y lleva dos años en fase de estudio. La construcción del manantial se inició en 2009 reproduciendo fielmente las características de los ecosistemas naturales de estas especies. Con la reciente suelta de ejemplares se pretende tanto favorecer la protección y el estudio de estos animales, como la divulgación del importante papel que desempeñan los manantiales y fuentes de Andalucía en la conservación de la singular biodiversidad que albergan.

La mencionada actuación es especialmente relevante en el caso del pequeño molusco Pseudamnicola gasulli, el cual vive en la naturaleza íntimamente ligado a los tramos fluviales donde el manantial acaba de aflorar a la superficie. Actualmente sólo se conocen en el mundo doce poblaciones de esta especie en el medio natural, diez de ellas localizadas en Andalucía, en el contexto árido del sudeste de la región y asentadas sobre ambientes litorales, en subdesiertos o en las montañas que flanquean la costa.

Dentro del Parque Natural Cabo de Gata-Níjar esta especie habita en la cala de San Pedro, un manantial emblemático donde llegó a considerarse extinguida hace escasos años debido al deterioro causado por el inadecuado uso que hacen de él los visitantes. No obstante, diversas prospecciones han permitido volver a localizar pequeños núcleos dentro de este espacio natural, aunque con una densidad poblacional realmente baja. Por tanto, a fin de favorecer su conservación se extrajeron del medio 60 ejemplares que fueron introducidos en un acuario para facilitar su reproducción. Una vez logrado este objetivo, los individuos resultantes se han liberado junto con otros de la especie Mela-nopsis praemorsa en la fuente de reciente construcción que recrea su hábitat óptimo y que se ha instalado en el Botánico del Albardinal.

Estos y otros trabajos relacionados con la conservación y gestión de moluscos dulceacuícolas se desarrollan por la Consejería de Medio Ambiente en estrecha colaboración con los técnicos del Museo Nacional de Ciencias Naturales (CSIC). El Programa de Actuaciones de Conservación de los Invertebrados Amenazados en Andalucía, que se inició hace dos años, está cofinanciado por la Unión Europea mediante un FEADER.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios