YA A LA VENTA

SsangYong Rexton 2018: Siete plazas para disfrutar del campo

  • Incorpora un motor diésel 2.2 de 181 CV y puede tener cambio manual o automático y versiones 4x2 y 4x4. El abanico de precios se sitúa entre los 27.500 y los 44.900 euros.

Así este nuevo SsangYong Rexton, un SUV de gran tamaño y hasta siete plazas. Así este nuevo SsangYong Rexton, un SUV de gran tamaño y hasta siete plazas.

Así este nuevo SsangYong Rexton, un SUV de gran tamaño y hasta siete plazas.

SsangYong, que lleva ya 24 años vendiéndose en España, es una marca con mucha proyección y una de las que más crecen en los últimos años.

Para hacernos una idea de cuál ha sido la evolución de este fabricante, en 2012 se vendían cerca de 1.500 unidades frente a los casi 4.000 coches con los que cerraron 2017. Esto significa un crecimiento de más del 160% en poco más de cinco años. Eso sí, también hay que señalar que todavía no han podido recuperarse de las cifras logradas en 2008, en las que sobrepasaban las 4.000 unidades.

A la hora de buscar un ‘responsable’ de este éxito, sin duda que la llegada del Tívoli en 2015 ha sido una de las mejores noticias. Un Tívoli que ha estado apoyado por el resto de todocaminos Korando y Rexton.

Pues bien es precisamente este último modelo, el Rexton, el que hoy nos ocupa. Entre otras cosas porque la firma coreana acaba de renovarlo con el lanzamiento de una nueva generación.

En concreto se trata de la cuarta generación de este modelo, un coche que viene para sustituir al Rexton que ha estado a la venta entre los años 2012 y 2018.

Desde que fuera introducido en el mercado en 2001, SsangYong ha vendido en España un total de 19.000 unidades. Si bien es cierto que no es una cifra muy elevada, sí hay que señalar que se trata del buque insignia de la marca.

¿Y en qué ha mejorado este nuevo modelo? Pues principalmente en aspectos como los acabados, el confort de marcha y la seguridad, entre otros.

Comenzando por la parte del diseño, nos quedamos con elementos como un nuevo frontal con el que la marca quiere crear una seña de identidad propia de todos sus modelos.  De ahí que sobresalgan elementos como la parrilla y las líneas cromadas que desembocan en los grupos ópticos de leds.

Un tamaño considerable

Continuando con sus medidas, vemos que estre nuevo Rexton es ligeramente más grande. Crece la longitud en 9 centímetros (para llegar hasta los 4,85 metros), la anchura en 7 centímetros y la distancia entre ejes en 3 centímetros. La altura, por el contrario, es muy similar.

Con estas dimensiones el Rexton puede ser un rival de modelos como el Kia Sorento, Toyota Land Cruiser o Hyundai Santa Fe, Skoda Kodiaq, Volkswagen Tiguan AllSpace o Mitsubishi Outlander, entre otros.

Frente a todoso ellos, el Rexton se caracteriza por ser un SUV pero con aptitudes camperas y por su buena relación entre calidad, precio y equipamiento.

Buena calidad de los acabados

Nada más sentarnos en el Rexton nos damos cuenta del salto de calidad que ha dado este nuevo modelo. Los plásticos tienen buenos ajustes, los materiales parecen bien acabados, las costuras del salpicadero tienen muy buena presencia. A ello se suma unos asientos cómodos y, que además, según nos cuentan desde SsangYong han sido galardonados por su ergonomía.

Además, el habitáculo está lleno de detalles como, por ejemplo, un interruptor que corta la electricidad en la toma de corriente de 220V trasera para que nadie se lleve una sorpresa si un niño mete los dedos en ese enchufe.

También nos ha gustado mucho el cuadro de instrumentos con una pantalla de 7 pulgadas digital con animación que resulta muy curiosa cuando vas en marcha.

Versatilidad de las 7 plazas

El Rexton es un modelo que se puede adquirir con 5 o 7 plazas. La versión inicial tiene cinco plazas, sin embargo a partir del segundo nivel de equipamiento ya viene de serie con siete plazas.

En cuanto a la segunda fila, esta presenta multitud de reglajes. Para empezar esta segunda fila se puede abatir en una configuración 60/40% y también se puede plegar para acceder a la tercera fila. Y lo que es más curioso. También se puede reclinar hasta 17,5º lo que nos permitirá incluso ir bastante recostados en la segunda fila.

A esta modularidad interior, hay que sumar una gran habitabilidad, al menos en las dos primeras filas. De hecho, esta otra de las características de este modelo, que ofrece un gran espacio interior. Tanto en las plazas delanteras como en las traseras, conductor y acompañante gozarán de alrededor de 100 centímetros de distancia entre la banqueta y el techo, una cifra buena.

A ello se suma también el espacio para las rodillas, que también es bueno. La tercera fila, como suele ser común en este tipo de modelos, está más pensada, eso sí, para niños que para adultos.

Un único motor diésel

Es la única mecánica disponible. Se trata de un motor de gasóleo conocido en la marca pero que ahora ha sido actualizado. Es un motor desarrollado por SsangYong con 2,2 litros, cuatro cilindros, una potencia máxima de 181 CV y un par máximo de alrededor de 400 Nm. Este motor está asociado a una caja manual de seis marchas o bien a una automática desarrollada por Mercedes y con siete relaciones.

Este motor se caracteriza por tener un buen empuje, por ser progresivo… Si bien es algo tosco cuando se pisa con fuerza el acelerador, la respuesta a cambio es contundente. Además, una vez en marcha y a velocidades de crucero normales, el motor no se oye porque el habitáculo está muy bien aislado.

Comportamiento campero

A la hora de comprobar el comportamiento del Rexton hemos realizado una ruta de unos 100 kilómetros por autovía y autopista y la verdad es que el coche nos ha parecido en este entorno bastante cómodo.

Eso sí, lo que más nos ha llamado la atención es su comportamiento en el campo. A pesar de que la ruta que estaba completamente embarrada, el Rexton se ha comportado de maravilla. Por nuestra parte, además, tan sólo hemos tenido que pasar de las tracción 4x2 (propulsión, la potencia se dirige al eje trasero) a la de 4x4 con reductora. Para ello basta con girar un selector y el coche hace el resto.

Desde SsangYong, nos dicen que ese buen comportamiento tanto en asfalto como en campo se debe a su chasis de largueros y travesaños, a la construcción de su estructural al 82% en acero de alta resistencia, al buen reparto de pesos,  al sistema de tracción 4x4, el control de descenso y las buenas cotas de todoterreno. Por ejemplo, en este sentido, conviene recordar que tiene 22 centímetros de altura libre al suelo y que los ángulos de ataque y salida son de 20 y 22 grados respectivamente. Además, y por último, también tiene una buena capacidad de remolque.

Equipamiento

De serie todos los Rexton con el primer nivel de equipamiento (Line) llevan un buen equipamiento en seguridad con gran parte de las funciones que la marca denomina SAAS. Se trata de la advertencia de riesgo de colisión frontal, la frenada de emergencia autónoma, la advertencia de salida de carril, la asistencia del haz de luz y el reconocimiento de señales de tráfico. A ello hay que sumar la ayuda al arranque en cuesta, el control de descenso de pendientes, las llantas de aleación de 17 pulgadas, la pantalla central de 8 pulgadas, Android Auto y Apple Car Play, cámara de visión trasera, bluetooth, USB, enchufe de 220V, control de crucero, sensor de luces y lluvia, ordenador de a bordo y sensores de aparcamiento delanteros y traseros, entre otros.

El siguiente nivel de equipamiento (Line+) suma la tracción 4x4, detección de ángulo muerto y aviso de tráfico trasero, pantalla de 7 pulgadas en el cuadro de instrumentos, climatizador bizona, tapicería símil cuero, asientos delanteros y traseros calefactables, asientos delanteros ventilados y espejo retrovisor fotosensible.

El último nivel de equipamiento (Premium+) suma cambio automático de 7 marchas, llantas de 18 pulgadas, asientos delanteros eléctricos, techo solar eléctrico, portón eléctrico, arranque y acceso sin llave y volante calefactable.

Precios

En cuanto a los precios, el nuevo Rexton está a la venta desde 27.500 euros, descuentos incluidos, para la versión con cambio manual y tracción 4x2. La variante 4x4 con cambio automático –la más recomendable- sube hasta los 44.900 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios