El Ejército israelí mata a un palestino en una redada en Cisjordania

  • Los testigos afirman que los militares irrumpieron en la vivienda disparando

El Ejército israelí mató la noche del miércoles a un palestino en la aldea de Beit Umar, al norte de la ciudad cisjordana de Hebrón, en el transcurso de una redada nocturna, informaron testigos a la agencia palestina Maan.

De acuerdo a las fuentes, Falah abu Maria, de 53 años, falleció por disparos de fuerzas israelíes, que hirieron a dos de sus hijos, Muhamad y Ahmad, después de que efectuaran una redada en su domicilio.

Según el relato de los testigos, los soldados israelíes irrumpieron en la vivienda familiar y dispararon a Muhamad, de 22 años, que resultó herido de bala en la pelvis. Cuando el progenitor trató de ayudarle, los soldados le dispararon dos veces en el pecho, añadieron los testigos citados por la agencia palestina.

El padre fue trasladado al hospital Al Ahli de Hebrón, donde se certificó su defunción poco después. El otro hijo, de 25 años, también sufrió heridas de bala y metralla en el torso y fue trasladado al mismo centro médico.

Una portavoz del Ejército israelí dijo que los hechos se produjeron durante una actividad nocturna de arresto en Beit Umar, en la que una "masa violenta" atacó a los soldados que respondieron al principal asaltante apuntando a sus extremidades inferiores. La fuente confirmó que éste fue evacuado al hospital.

Y que cuando los soldados abandonaban el lugar fueron nuevamente atacados con piedras y ladrillos y respondieron al principal instigador de los hechos. Un soldado resultó herido leve.

El suceso se produjo menos de 24 horas después de que otro joven palestino muriera de madrugada por disparos del Ejército israelí en enfrentamientos registrados tras una redada en Birqin, en el norte de Cisjordania.

Por otro lado, la ONU tendrá que cerrar 700 escuelas para palestinos en Oriente Próximo por falta de fondos, advirtió su enviado para el proceso de paz la región, Nikolai Mldenov, ante el Consejo de Seguridad.

"Si no se cierra el agujero financiero de 100 millones de dólares en las próximas semanas, existe el peligro de que no podamos abrir escuelas de la ONU a las que asisten 500.000 niños", alertó. "Ello supondría una enorme pérdida para los niños refugiados de la Franja de Gaza, Cisjordania, Jordania, el Líbano y Siria, y también para la seguridad y estabilidad en una región delicada", señaló Mladenov.

La Unrwa, la agencia de la ONU para los refugiados palestinos, tiene con frecuencia problemas de dinero, pero la crisis actual es la más grave desde su creación. En su mayor parte se nutre de aportaciones voluntarias de los miembros de la ONU.

Mladenov alertó que las tensiones entre israelíes y palestinos no han mermado. "Los líderes políticos manifiestan su voluntad de paz, pero a las palabras deben seguir hechos", exigió.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios