Karadzic se burla de La Haya

  • El ex líder serbobosnio, acusado por su papel durante la guerra de Bosnia, alega falta de tiempo para preparar su defensa y no se presenta en el primer día del juicio

La primera jornada del juicio por crímenes de guerra contra el ex líder serbobosnio Radovan Karadzic se celebró ayer en La Haya en ausencia del imputado, quien anunció que tampoco estará presente hoy en el tribunal.

Un portavoz y asesor legal de Karadzic señaló que el acusado no tiene intención de acudir al juicio porque está preparando "con entusiasmo" en su celda su propia defensa para el juicio y por eso no tiene tiempo para asistir al proceso.

Aun así, el proceso seguirá adelante, aseguró el juez O-Gon Kwon, quien amenazó con asignar un abogado de oficio al ex líder serbobosnio.

El magistrado consideró inaceptables las quejas de Karadzic y sostuvo que tuvo tiempo suficiente para preparar su defensa desde que se lo detuviese y trasladase a La Haya en julio de 2008.

En nombre de la acusación, la fiscal alemana Hildegard Uertz- Retzlaff solicitó que a Karadzic se le prive del derecho de asumir su propia defensa y que el tribunal designe a un abogado de oficio. La fiscal pidió al tribunal de la ONU que no permita bajo ningún concepto que Karadzic obstruya el juicio con su actitud de bloqueo.

Más de 150 supervivientes de la la guerra de Bosnia acudieron en autobuses a La Haya para estar presentes el día de la apertura del juicio. "Queremos demostrar que todavía esperamos justicia para las víctimas y los supervivientes", dijo una portavoz de lasMadres de Srebrenica.

En julio de 1995 estas mujeres perdieron a sus hijos y maridos a manos de las tropas serbio-bosnias, que mataron a 8.000 hombres y jóvenes en el protectorado de la ONU para bosnios musulmanes. Esta masacre se considera el crimen más grave en Europa tras el final de la Segunda Guerra Mundial y se acusa a Karadzic de haberlo ordenado desde su cargo de presidente serbobosnio.

Karadzic rechazó estas acusaciones y durante meses intentó evitar el proceso haciendo referencia a una supuesta promesa de inmunidad. El ex presidente serbobosnio asegura que el ex enviado especial de Estados Unidos para los Balcanes, Richard Holbrooke, le prometió inmunidad en nombre de la ONU si abandonaba el liderazgo serbio y desaparecía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios