Los eurodiputados rechazan viajar en clase turista y congelar sus salarios y dietas

  • Los representantes del PSOE y el de UPyD han pedido en el registro del Parlamento Europeo cambiar el sentido de su voto por la abstención y el PP dice que lo "estudiará".

Comentarios 157

Los eurodiputados rechazaron ayer aplicarse a ellos mismos medidas de austeridad similares a las que han aprobado varios estados miembros para sus funcionarios o pensionistas, como viajar en avión en clase económica en lugar de en primera clase, no acumular dietas o congelar sus salarios en 2012.

Los parlamentarios tumbaron varias enmiendas que reclamaban contención en el presupuesto de la Eurocámara para el año que viene, y que habían sido presentadas por los Verdes y por Izquierda Unitaria. Finalmente, el Parlamento Europeo contará con un presupuesto de 1.725 millones de euros, lo que representa un incremento del 2,3% respecto a 2011. "No entiendo cómo hay eurodiputados que no dudan en defender en nuestros países medidas de austeridad como reducción de salarios y pensiones, pero que cuando se trata de decidir sobre su propio dinero no se aplican esta austeridad", ha denunciado el luso Miguel Portas.

La primera de las enmiendas -rechazada por 402 en contra frente a 216 a favor y 56 abstenciones- reclamaba modificar las reglas sobre gastos de viaje "con el fin de establecer como regla general la compra de billetes de avión en clase económica para los vuelos de duración inferior a 4 horas", tanto para los eurodiputados y el personal del Parlamento. Incluso pedía excepciones en función de la edad y del estado de salud.  De entre los españoles, sólo Rosa Estarás (PP), Ramón Tremosa (CiU), Raúl Romeva (IC-V), y Oriol Junqueras (ERC), votaron a favor. El resto lo hicieron en contra (16 del PP y otros 18 del PSOE, incluidos los jefes de fila, Jaime Mayor Oreja y Juan Fernando López Aguilar, quien anunció a medianoche que rectificaron su voto). 

Rechazo de la dirección del PSOE y promesa de "estudiarlo" en el PP

La negativa de la mayoría de los eurodiputados españoles a viajar en clase turista como medida de ahorro ha suscitado el rechazo de las direcciones de sus partidos, como la del PSOE, y el compromiso, como en el caso del PP, de "estudiar" lo ocurrido en el Parlamento Europeo. Después del revuelo que ha suscitado esa votación, los eurodiputados del PSOE y el de UPyD han pedido en el registro del Parlamento Europeo cambiar el sentido de su voto por la abstención. La explicación a esta petición de cambio la ha ofrecido el eurodiputado socialista Juan Fernando López Aguilar, quien ha dicho que la modificación sería coherente con la abstención de su grupo en la votación de una enmienda que sugería congelar los complementos salariales de los miembros de la Cámara. 

Nada más conocerse la noticia, la dirección del PSOE trasladó a sus eurodiputados su rechazo a esa votación, tal y como ha desvelado el vicesecretario general del partido, José Blanco. "No tiene sentido y no lo podemos compartir", ha señalado Blanco, quien ha recordado que, por ejemplo, los miembros del Gobierno español se han rebajado el salario un 15 por ciento debido a la crisis, al igual que los diputados, y viajan en clase turista en vuelos nacionales. 

Desde el Gobierno, la vicepresidenta económica, Elena Salgado, ha apoyado que los eurodiputados viajen en turista porque "los responsables públicos y políticos deben dar ejemplo", aunque ha reconocido que la propuesta puede tener un cierto tono de "populismo" porque no hay tanta diferencia con la clase business. El ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui, por su parte, cree que la abstención no es suficiente y que los eurodiputados "tienen que votar a favor de las medidas de austeridad" y ajustar "sus conceptos, dietas, viajes o sueldos" a la austeridad que vive Europa. 

Por parte del PP, su portavoz en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría, ha restado valor al voto que emitieron los eurodiputados populares al estimar que se trataba de "un informe orientativo sin valor vinculante", y ha señalado que el partido va a estudiar esa decisión. "Lo importante y lo que valdrá y donde se tomará la decisión será cuándo se aprueben a final de año los presupuestos del Parlamento Europeo", ha recalcado sin precisar si entonces el voto será diferente. También desde el PP, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, ha aprovechado para pedir que se revise la decisión adoptada por el Congreso y el Senado para que los parlamentarios españoles viajen en business y ha asegurado que ella misma "siempre" vuela en clase turista en traslados por España y la UE

Sobre esta polémica se ha pronunciado también el coordinador general de IU, Cayo Lara, quien ha opinado que, con el rechazo de sus eurodiputados a volar en clase turista, el PSOE y el PP están dando un "mal ejemplo de ética y de principios". "Se han retratado y se ve la fotografía de los eurodiputados del PSOE y el PP", ha insistido Cayo Lara, para quien, si se quiere acabar con los privilegios, hay que empezar por evitar este tipo de situaciones. 

Mientras, los ciudadanos han mostrado en internet de forma masiva su indignación por la actitud de los eurodiputados y la etiqueta eurodiputadoscaraduras ha encabezado la lista de temas del momento de Twitter en España. Adjetivos como "sinvergüenzas" y "vergonzoso" se han repetido en los miles de mensajes que se han sucedido en la red, donde se ha podido comprobar que tampoco ha contentado a los internautas la decisión del PSOE y de UPyD de cambiar su no en la votación por una abstención. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios