Los talibanes responden con un ataque en el centro de Kabul

  • Dos atacantes suicidas causan varios muertos en la zona de la capital donde se alojan los extranjeros, que es la más controlada por las fuerzas de seguridad

Los talibanes afganos volvieron a demostrar ayer que cuentan con capacidad para atacar Kabul, con un doble ataque suicida y un tiroteo que causaron la muerte de 17 personas, varias de ellas extranjeras, y heridas a una treintena. El atentado se produce mientras continúa la gran ofensiva militar en la conflictiva provincia de Helmand, uno de los enclaves controlados por los insurgentes.

El ataque fue perpetrado por un comando insurgente equipado con armas y chalecos explosivos, según un portavoz insurgente citado por la agencia afgana AIP, y comenzó a las 06:30 de la mañana en la céntrica la plaza Ansari, donde hay varios hoteles.

Dos de los atacantes se hicieron estallar, uno frente al hotel Park Residence y otro ante de una casa de huéspedes que, según aclaró un funcionario indio al portal afgano Quqnoos, era arrendada por la embajada de la India para alojar a visitantes de ese país.

"Estaba durmiendo, tuvo lugar una explosión y el techo de mi habitación de derrumbó", relató a Quqnoos un doctor indio que resultó herido en el atentado.

Los atacantes, según dijo a Efe el jefe del departamento de Investigación Policial, Abdul Ghafar Sayedzada, lograron entrar tanto en el hotel como en el vecino centro comercial Kabul City Center, hasta que fueron finalmente abatidos por la Policía.

Cinco insurgentes -dos de ellos suicidas- murieron durante la acción, dijo la fuente, quien detalló que también perdieron la vida tres policías y que entre los civiles fallecidos hay cuatro de nacionalidad india y un diplomático italiano. Además, el Ministerio francés de Asuntos Exteriores informó en París de la muerte de uno de sus ciudadanos, que se hallaba de paso en la capital afgana y que se trata de un conocido cineasta. "Hemos demostrado que con ayuda del todopoderoso Alá podemos llevar a cabo ataques en cualquier lugar y situación. Los talibanes llevarán a cabo más ataques así en el futuro", dijo a AIP el portavoz insurgente Zabiulah Muyahid.

El ataque fue condenado por el presidente afgano, Hamid Karzai, quien emitió un comunicado en el que lo atribuyó a "enemigos del Islam y el pueblo afgano, que se quemarán en el fuego del infierno", y ordenó la apertura de una investigación. Ésta ha sido la segunda gran acción terrorista perpetrada por los talibanes desde el comienzo de 2010 en Kabul, una ciudad que en los últimos dos años ha sido escenario de frecuentes atentados suicidas y ataques con proyectiles contra edificios importantes.

El pasado 18 de enero, 12 personas murieron en el transcurso de una acción de comandos talibanes contra un centro comercial y varios edificios oficiales adyacentes, el mismo día que los miembros del nuevo Gobierno afgano juraban sus cargos.

Y tampoco es la primera vez que atacan alojamientos hoteleros: en octubre de 2009, otro grupo de insurgentes acabó con la vida de cinco empleados de la ONU en un ataque contra dos casas de huéspedes, que llevó a la organización a evacuar a buena parte de su personal en Afganistán.

Ayer los insurgentes eligieron un enclave donde se encuentran varias casas de huéspedes populares entre los visitantes extranjeros y un centro comercial muy protegido, en una ciudad que cuenta en general con una masiva presencia de las fuerzas de seguridad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios