Bendodo se desvincula del museo ante la Junta Electoral, que desestima la denuncia por el acto

Primero lo anunció en la plaza de toros de La Malagueta, donde finalmente no pudo culminarse el proyecto ante la imposibilidad de realizar obras sobre un BIC (Bien de Interés Cultural). Después, una vez que los trabajadores del Patronato de Turismo se trasladaron a la sede de la Diputación Provincial en la Plaza de la Marina, la sede en desuso de la Plaza del Siglo planteó como el lugar idóneo para un museo taurino que albergaría la colección privada de Juan del Barco. El presidente de la Diputación, Elías Bendodo, ha explicado más de una docena de veces los avances del centro, en principio vinculado a la institución provincial, llegando incluso a presentarlo en la Feria de Turismo de Madrid (Fitur) en más de una edición.

Hasta que ayer la inauguración del llamado Centro de Arte de la Tauromaquia (CAT) fue denunciada por el PSOE e Izquierda Unida ante la Junta Electoral. En la justificación presentada ante el órgano por parte del equipo de gobierno del Partido Popular se desvincula por completo al centro expositivo del ente supramunicipal y deja la relación en un mero contrato de arrendamiento del edificio por parte de un privado con el antiguo Patronato de Turismo Costa del Sol, que dice además que está en liquidación. En teoría, debería de estar liquidado desde el mes de enero, que fue cuando presentaron la nueva marca de Turismo en sociedad 100% pública. Por lo que de haber una vinculación debería ser con el ente público de turismo de reciente creación.

El portavoz socialista en la Diputación, Francisco Conejo, criticó que a través de ese documento es como los diputados han "conocido que se trata de un proyecto privado, que no hay cesión de obras", por lo que solicitará "ver el expediente para conocer toda la verdad sobre este museo".

La Junta Electoral Provincial desestimó la denuncia interpuesta, rechazando los argumentos de la oposición.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios