Casabermeja le pide a la Junta protección para sus pinturas rupestres

  • El Ayuntamiento convoca una visita guiada a las Cuevas de Cabrera por parte del doctor en Prehistoria Rafael Maura

El municipio de Casabermeja tiene en su poder una de las pinturas rupestres más importantes de la provincia de Málaga, ubicadas en las Cuevas de Cabrera. Este conjunto pictórico, declarado Bien de Interés Cultural (BIC) se encuentra al aire libre y, por tanto, a expensas de sufrir actos vandálicos. Es por ello que desde el Ayuntamiento de la localidad exigen a la Consejería de Cultura que se ponga en valor estos abrigos rupestres y se dote de vigilancia, así como de un centro de interpretación que dinamice turísticamente al pueblo.

Según el alcalde de Casabermeja, Antonio Domínguez, los terrenos donde se encuentran estos restos arqueológicos pertenecen a la Junta de Andalucía, aunque desde el año 1986 no ha llevado a cabo ninguna actuación en la misma. Domínguez asegura que lleva años presionando a la Administración regional para que invierta en este BIC y ponga en valor su patrimonio. Asimismo, el regidor apuntó que en las alegaciones al POTA han solicitado la construcción de un equipamiento ambiental que recoja el conjunto pictórico.

Para recordarle a la Consejería de Cultura de la existencia de estas pinturas rupestres de "excepcional valor", hoy sábado llevarán a cabo una visita guiada a cargo del doctor en Prehistoria de la UNED Rafael Maura, a partir de las 17:30.

Esta estación de arte rupestre localizada en las proximidades del Guadalmedina, se encuentra a unos cuatro kilómetros del casco urbano de Casabermeja. En las laderas de arenisca con vegetación de monte bajo se hayan abrigos formados por erosión eólica, muchos de los cuales poseen manifestaciones pictóricas con representaciones de gran diversidad. Al ser un lugar abierto se puede visitar a cualquier hora.

El acceso a este paraje se realiza por la carretera Casabermeja-Colmenar, en el kilómetro 3, justo a la altura de la finca del Alcaide. Se abandona esta carretera para coger un carril, pasado el puente del Alcaide a la izquierda, que lleva directamente a las Piedras de Cabrera.

Este enclave es destacable por ser el típico bosque mediterráneo. Destacando entre otras las especies vegetales como las encinas, jaras, chaparros, acebuches, jaras, matorrales, etc., entremezclándose con rocas y piedras cubiertas de líquenes. "Toda esta combinación hace de este entorno natural un paraje de gran valor ecológico", apuntó el alcalde.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios