Música

España dobla en una década su oferta de conciertos

  • Las actuaciones en vivo, según un informe realizado por profesionales del sector, atraviesan su mejor momento

La Asociación de Promotores Musicales de España (APM) ha presentado hoy su Anuario de la música en vivo 2010, en el que destacan los directos como motor de la industria musical en la última década dentro de un panorama en el que "la música grabada está cambiando", según su presidente, Pascual Egea.

Para el periodista musical Diego A. Manrique, presente en el acto, "el consumidor es el que va a tener el poder" porque "la música no está en crisis". Lo que no funciona, añadió, es el "modelo". Prueba de ello es que en el anuario presentado por la APM destacan datos como que en el año 2008 se han celebrado 144.859 conciertos (en 2000 tan sólo hubo 71.045 actuaciones) que tuvieron 33.423.839 espectadores (21.863.653 personas en el año 2000). Unos eventos que recaudaron 150.185.629 euros en 2008 (69.917.463 euros en 2000).

Unas cifras que responden a la pregunta de "hacia dónde va la música", según ha explicado el periodista Carlos del Amo, director del Anuario de la APM, asociación que agrupa un 80% de los conciertos de iniciativa privada de España.

El directo se ha convertido en uno de los puntos indispensables en la carrera de cualquier artista y España en una de las paradas obligadas. Aunque el número de festivales se ha reducido ligeramente -de 799 en 2004 se ha pasado a 755 en 2008- por la crisis económica, se han afianzado citas como el Primavera Sound de Barcelona, el Womadrid de Madrid o el Estrella Levante SOS 4.8 de Murcia, que compiten con el veterano Festival Internacional de Benicàssim.

Los conciertos más sonados del pasado año fueron los de tres artistas internacionales: los de Bruce Springsteen, que recaudaron más de 23 millones de euros; Madonna, quien consiguió casi 16 millones con sus actuaciones, y la gira 360° de U2, con más de 14 millones.

La profesionalización del sector y la mejora del directo en cuanto a sonido y comodidad son los grandes retos de los promotores, según han destacado Egea y Julio Martí, director de la promotora especializada en Jazz, CP Jazz. Para Martí, "la sinergia va a ser lo más positivo" en los próximos años entre discográficas y promotoras aunque el sector es consciente de que el año 2010 va a ser "más duro" que el 2009 a causa de la crisis. Además, ha añadido que la SGAE sigue teniendo "una situación de privilegio" ya que "un 10% bruto de los ingresos del precio de las entradas" recae en esta institución.

La APM celebrará su Asamblea Anual en Madrid, en la que se organizará una mesa redonda sobre el futuro de la música, el próximo jueves.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios