El Gobierno toma partido por Córdoba como Capital Cultural

  • El delegado de Cultura en el Ayuntamiento de Málaga critica que Zapatero se haya decantado "de manera tendenciosa, partidista y sectaria por una ciudad"

Comentarios 6

A punto de entrar en campaña electoral, que se suceda un sinfín de tormentas políticas es lo habitual. La útima de ellas la ha desatado la candidatura a la Capitalidad Cultural Europea para 2016. Málaga, junto con otras ciudades como Cáceres, Tarragona, Burgos, Cuenca y Segovia entre otras, es una de las aspirantes a recibir este título que dentro de ocho años compartirán una ciudad de España y otra de Polonia. Pero el Gobierno de Zapatero parece tener claras sus preferencias y se ha decantado por Córdoba como apuesta para esta cita. "Apoyamos que Córdoba, como la ciudad universal que es, sea declarada Capital Cultural Europea en el año 2016", dijo José Luis Rodríguez Zapatero el pasado viernes en una entrevista a los periódicos del grupo Zeta. Declaraciones que fueron refrendadas por Miguel Ángel Moratinos, que destacó ayer que Córdoba trabaja en la "buena dirección" para ser Capital Cultural.

La respuesta a estas declaraciones no se ha hecho esperar. El delegado de Cultura del Ayuntamiento de Málaga, Miguel Briones, criticó ayer "el posicionamiento" de Zapatero por apoyar que Córdoba sea declarada Capital Cultural en 2016. "No podemos aceptar que un presidente de Gobierno, que debe ejercer como autoridad máxima gubernamental para todos los españoles, se decante de manera tendenciosa, partidista y sectaria por una ciudad, como ya lo han hecho anteriormente otros ministros".

"Estas declaraciones no pueden ser aceptadas ni recibidas por los ciudadanos, no sólo por los de Málaga, sino por de las otras 11 ciudades que hay previstas para esa designación", indicó Briones.

En este sentido, el delegado también criticó que el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, "hace gala de su desatino al decir que sólo Córdoba merece ese reconocimiento". "Por el hecho de que ellos crean que Córdoba debe ser la candidata a la que se debe dar este reconocimiento, están engañando y creando falsas expectativas a los propios ciudadanos de Córdoba", añadió.

Asimismo, el responsable de Cultura en el Consistorio apuntó que en la ciudad de la Mezquita "no solamente se cree que no hay otra rival porque el gobierno está con ellos, si no que se están menospreciando las posibilidades del resto de candidaturas".

Briones opinó que "el Gobierno no sólo está conculcando el principio democrático de igualdad de todos los españoles, sino que hace gala de una auténtica demagogia y oportunismo electoralista en las semanas previas a las elecciones autonómicas y generales".

Finalmente, Briones explicó que "dentro del jurado que realiza el proceso de selección existen seis miembros del gobierno del país candidato y no podría haber ningún tipo de vinculación política del jurado con el PSOE que, ya desde años previos al momento de presentar las candidaturas ante la Unión Europea, anda con declaraciones donde sólo optan por la ciudad cordobesa".

También se pronunció sobre el tema el presidente provincial del PP, Joaquín Ramírez, que vaticinó que Zapatero "renuncia a Málaga y a ganar las elecciones en la provincia" al apostar por Córdoba. "Lo menos que podemos pedir es que sea imparcial y que gobierne para todos", dijo Ramírez, al tiempo que señaló que "nos menosprecia tanto que es capaz de decir en un lugar tan cercano al nuestro como es Córdoba lo contrario de lo que diría aquí si le preguntaran".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios