José Pedro Carrión da nueva vida a Cyrano

  • La producción de Concha Busto sobre la obra de Edmond Rostand, dirigida por John Strasberg, se representa como colofón hoy y mañana en el Teatro Cervantes a las 20.30

Cyrano de Bergerac tiene sentido en este 2008 del Señor. Por eso Concha Busto se decidió el año pasado a producir una nueva adaptación escénica de la obra de Edmond Rostand, dirigida por John Strasberg (hijo de Lee Strasberg, fundador del Actor's Studio y profesor de Marlon Brando, Marilyn Monroe y James Dean) y protagonizada por José Pedro Carrión, incombustible defensor del teatro clásico, que da nueva vida al narigudo porque, según explicó ayer, "lo hemos recuperado de una manera personal". El montaje se representa hoy y mañana en el Cervantes como colofón al festival.

El intérprete destacó que la recreación del personaje "huye del tópico; para su construcción hemos partido de lo humano, de la idea de que todo el mundo tiene un Cyrano dentro, y John Strasberg ha orientado mucho el trabajo de los actores en este sentido, hacia la persona"; igualmente, recordó que otros actores han encarnado al francés en España, como Manuel Dicenta, Josep María Flotats y Manuel Dicenta, "pero esto no significa más que una nueva oportunidad para hacer a Cyrano. Siempre hay que ser personal, además de buen actor; de todas formas, el teatro es truco y a base de esfuerzo se puede lograr que el espectador no eche de menos a ningún Cyrano".

Tanto se identifica Carrión con su personaje que asume su compromiso y su ideal a través del arte dramático: "Si alguien me dice que es imposible cambiar el mundo desde la escena, dejo el teatro inmediatamente. En Málaga saldré a hacer Cyrano con una pancarta que diga 'No a la guerra' y otra contra los abusos económicos". El mensaje es para todos: "Si un abuelo trae a su nieto a la función, le hará un regalo inolvidable".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios