Leonardo Cervera traza las huellas humanas de la Guerra Civil

  • El escritor malagueño, autor de la novela 'Málaga, la primera en el peligro de la libertad' y funcionario de la UE en Bruselas, pronunció ayer una conferencia en Ámbito Cultural

Por las causas que la generaron, los efectos históricos que dejó y la tragedia sangrienta que fomentó durante su existencia, la Guerra Civil Española no ha dejado de convertirse en materia preferente para escritores e investigadores de la más diversa índole. En Málaga, con episodios como la huida hacia Almería, la contienda ganó especiales registros de crueldad que, si habían permanecido en un segundo plano, se contemplan ahora como motivos de primer orden para la profundización y el análisis. En este sentido, la aparición hace unos años de la novela Málaga, la primera en el peligro de la libertad, significó un nuevo empuje en el empeño hacia un conocimiento lo más mesurado y exacto posible de lo que ocurrió. Ayer, Leonardo Cervera (Málaga, 1970), autor de la misma y funcionario desde hace diez años de la Comisión Europea en su sede de Bruselas (donde ha desarrollado diversos proyectos, relacionados especialmente con la propiedad intelectual) pronunció en la sala Ámbito Cultural de El Corte Inglés la conferencia La memoria de Málaga en guerra, como continuación y a menudo exploración de lo ya escrito en su novela.

Cervera, que contó con la presentación del periodista Domi del Postigo, subrayó la necesidad "de mantener viva la memoria para que los más jóvenes sepan hasta dónde se puede llegar si en una ciudad próspera como era la Málaga de los años 30 se radicalizan las ideas políticas". El escritor indicó que, de la misma manera, "todavía corresponde honrar a las víctimas y enaltecer a los héroes, que los hubo, y en ambos bandos", e incluso apuntó la posibilidad de hacer de la Guerra Civil en Málaga "un reclamo turístico, igual que se promocionan otras batallas históricas mucho menos interesantes; no pocos americanos y europeos muestran un interés realmente alto por lo que ocurrió, siguiendo la estela de Hemingway".

El también abogado de profesión destacó diversos elementos singulares en la Guerra Civil en Málaga. Entre ellos señaló "el enorme peso de la intervención extranjera, sobre todo de las potencias del eje. Al principio, su participación fue muy discreta porque Franco creía que podía acabar con la República con facilidad, pero lo cierto es que en batalla de Málaga, el 5 de febrero de 1937, participaron en el bando nacional tantos soldados españoles como italianos. De hecho, Mussolini, que había desplazado más de tres mil camisas negras, reclamó el éxito de la contienda al Ejército italiano". Igualmente, Cervera resaltó la "extrema crueldad de los contendientes, tanto de las patrullas mixtas milicianas con sus temidos paseíllos como de los nacionalistas", en una escala de terror "que no se puede minimizar", propia de una "guerra de clases".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios