Muere a los 49 años Christoph Schlingensief, el gran provocador de la escena alemana

  • El polémico director de teatro, cine y ópera perdió su larga batalla contra un cáncer de pulmón

Alemania llora la muerte de uno de los más grandes enfant terribles de su cultura contemporánea, el director de teatro, cine y ópera Christoph Schlingensief, al que la prensa dominical germana coincidió en calificar de "provocador" sin parangón. Schlingensief falleció el pasado sábado a los 49 años en Berlín de un cáncer que le fue diagnosticado en 2008, experiencia que no dudó en convertir en arte con un libro, En el cielo no puede ser tan bello como aquí, así como en obras de teatro como Mea culpa y Aprender a morir.

"Uno de los más grandes artistas que vivió jamás", declaró tras conocer la noticia la premio Nobel austríaca Elfriede Jelinek, con quien Schlingensief colaboró en 2003 llevando a escena su obra Bambiland, y agregó que siempre había pensado que "alguien así no se podía morir; es como si la vida misma se hubiera muerto". El director de teatro alemán y ex director de los Kammerspiele de Múnich, Frank Baumbauer, de 64 años, describió a Schlingensief como un "gran sacudidor de conciencias", quien "hizo cosas realmente grandiosas y significó algo, ya sea en Hamburgo, en Berlín, en Viena o en África". También desde la política se lamentó la desaparición de Schlingensief. El ministro de Cultura alemán, Bernd Neumann, afirmó que sin el director "la escena cultural pierde uno de los artistas más innovadores y multifacéticos que influyó fuertemente en el mundo del cine y del teatro alemán". El director del Festival de Cine de Berlín (Berlinale), Dieter Kosslick, por su parte, describió a Schlingensief como un "artista político" y un gran cineasta. "Hizo lo que quiso", añadió.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios