música

Música para despedir el verano

  • El Chanquete World Music se desarrolla a pie de playa en la zona conocida como El Playazo

  • El Festival se caracteriza por tener 14 horas de música en un sólo día

Público reunido ayer en el Chanquete World Music, en el Playazo de Nerja. Público reunido ayer en el Chanquete World Music, en el Playazo de Nerja.

Público reunido ayer en el Chanquete World Music, en el Playazo de Nerja. / m. h.

Como si fuese la banda sonora del final del verano, el Chanquete World Music de Nerja irrumpía entre los festivales españoles. Mitad de septiembre para echar el cierre a la temporada a ritmo de pop, rap, reggae o rock. Y así, iban llegando a la playa de El Playazo dispuestos a "chanquetear" por un rato. Catorce horas de música les esperaban por delante.

A las cuatro de la tarde se abrieron las puertas del recinto. Mucha gente joven llegada prácticamente de toda Andalucía. Algunos en autobuses directos, otros en sus propios vehículos y muchos que habían preferido coger la víspera con tiempo y desde el viernes estaban en el camping de Torrox Park que la organización había dispuesto para acampar. La idea era aprovechar un buen fin de semana en las playas de Nerja y dejar la música para el atardecer.

La segunda edición del Chanquete World Music la abrieron los nerjeños La Vihen Zanta a quienes no le faltaron público a pesar de la hora. Eran los anfitriones y a quienes les tocó calentar el ambiente con su rock fresco e irreverente. Como es habitual en sus conciertos la gente pudo bailar con la mezcla de estilos que caracteriza esta banda pasando por el reggae, el ska, punk o incluso melódico. A ellos le seguiría el otro grupo malagueño de cartel: Malaka Youth. Los jóvenes malagueños del reggae dejaron algunas letras de su disco "Tanto por ver" y otras tantas ya conocidas por el público de festivales con el que tan bien conectan. "Nos gusta apostar por los grupos de la tierra. No hay nada mejor que ofrecerles un espacio donde demuestren su arte, y es importante que lo hagan en un Festival como éste", comentó el directo del Chanquete World Music, Micky Gutiérrez.

Después llegaron Iseo & Dodosound, Mario Díaz, C.Tangana, Dubioza Kolektiv y la Mala Rodríguez. Dos escenarios donde no había posibilidad de perderse ningún grupo ya que entre ellos había aproximadamente 45 minutos de diferencia. De esta forma la música no paraba en el recinto que poco a poco se iba poblando de más gente. Hacia las nueve de la noche, ya se podía encontrar público de todas las edades. Y es que este festival se conjugado con todos los estilos posibles: desde la fusión, pasando por el mestizaje, el rock, el rap, el reggae o la música electrónica. "Hemos tratado de traer el mayor número de artistas para que haya música desde las cuatro de la tarde hasta las seis de la mañana y nuestra única filosofía es que la gente lo pase bien como despedida del verano en un lugar paradisiaco", añadía el directos de este festival enclavado a pie de playa en la zona occidental de Nerja.

Además de los dos escenarios, el recinto contaba con zona de artesanía, puestos de comida y descanso, otros donde varias asociaciones se daban a conocer y barras donde refrescarse después de acompañar a los coros al músico del momento. El pasado año, en su estreno, el Chanquete World Music de Nerja llegó a congregar a 130.000 personas, y este año, posiblemente lo hayan superado. "Ya estamos pensando en repetir, no nos hemos planteado que dure todo el fin de semana porque lo bonito es despedirnos del verano con mucha música en un día", resumió Gutiérrez.

Al filo de la medianoche sería el turno de Miguel Campello. El que fuese el cantante del populr grupo "El Bicho" fue uno de los artistas más esperados de esta edición. A él le seguirían Estricnina y Fyahbwoy. Tambien fueron muchos los que se animaron a sacar sus entradas al ver en el el cartel a Orishas, Eskorzo y Carlos Jean que pondrían el broche de oro a esta nueva edición.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios