Pilar Albarracín reinterpreta en el CAC los tópicos andaluces y españoles

  • Acoge una selección representativa de su trabajo realizado durante los últimos 15 años

El Centro de Arte Contemporáneo (CAC) Málaga acoge desde este viernes y hasta el 18 de septiembre la exposición 'Ritos de fiesta y sangre', de Pilar Albarracín (Sevilla, 1968). Se trata de una selección representativa de su trabajo realizado durante los últimos 15 años en la que reinterpreta los tópicos andaluces y españoles.

Con esta muestra individual, Albarracín "regresa" a España, ya que hace 14 años que la artista no hacía una exposición de estas características, tal y como ha destacado el director del CAC Málaga y comisario de 'Ritos de fiesta y sangre', Fernando Francés, quien ha dicho de la sevillana que es "la artista andaluza más internacional" en el ámbito contemporáneo y "la mejor embajadora de la cultura popular".

En la decena de obras que forman parte de la exposición se pueden ver esculturas, instalaciones, bordados, fotografías y vídeos. La artista invita al espectador a que se adentre en los estereotipos de la cultura española, pero desde una perspectiva diferente.

'Asnería', con un asno en la cima de una montaña formada por casi 5.000 libros, o 'Muro de geranios', con latas de aceitunas o alcachofas a modo de maceteros y flores de vivos colores, que, en realidad, son de tela, acaparan la atención del visitante.

Y es que con ironía y haciendo referencia a la fiesta y al folclore, Albarracín interpreta tópicos mundialmente conocidos para hacer una crítica sobre cómo ciertos clichés perviven en el imaginario colectivo.

Su trabajo no deja indiferente al espectador, ya que se encuentra ante situaciones con un poder de la imagen latente y en el que, sin embargo, subyacen elementos descontextualizados con una fuerte carga simbólica.

"Mis ideas las reflejo en mi obra; existe la creencia de que como artista no te puedes equivocar, pero yo me siento libre. La espontaneidad se ha perdido mucho", ha declarado Albarracín, quien se ha mostrado "muy contenta" de exponer en Málaga, una ciudad a la que está vinculada familiarmente.

Ha hecho hincapié en que parte de la premisa de que las personas que ven sus obras hacen diferentes lecturas de ellas, dependiendo de su educación, de si son españoles o extranjeros, etcétera.

Asimismo, ha defendido que "es positivo que una cosa sea exportable"; por tanto, "¿por qué no lo vamos a hacer?", al tiempo que ha resaltado que "muchas veces lo que se exporta son deseos". REÍR Y REFLEXIONAR

"Por qué vamos a ser negativos si podemos ser positivos", se ha preguntado, agregando que "es importante que la gente disfrute del momento que le toca vivir y si tiene una obra que le hace reír y luego le hace reflexionar, pues mejor".

La artista aborda en su obra temas como las desigualdades sociales, la identidad femenina o la violencia. Recurre a elementos conceptualmente sencillos, pero con una fuerte carga emocional, provocando diferentes sensaciones en el espectador, que no permanece indiferente ante lo que contempla en la sala expositiva.

Para Francés, "Pilar Albarracín recoge estos estereotipos del pasado y los reinterpreta en el presente, pero con una advertencia: una herencia cultural llevada al límite encuentra desenlaces inesperados".

Cante, toros, taxidermia, historia del arte español... son algunos de los temas abordados por la artista sevillana a los que "da un giro de vuelta", ha valorado el comisario de la muestra.

"En la fiesta también hay drama, en lo tradicional también se encuentran vestigios modernos de existencia. Ni una acción ni la otra son excluyentes. En los ritos mantenidos durante siglos de existencia reside la capacidad de crear, como actos que se heredan, que se repiten continuamente, que forman parte de la herencia cultural que pervive en las sociedades actuales", ha indicado. DETRÁS DE LA IMAGEN HAY UN MENSAJE MÁS PROFUNDO

En este axioma existe una tensión que se resuelve de forma conceptual, a través de la imagen, que tiene un papel preponderante y lo que se proyecta a través de ella tiene un alcance "más allá de lo que representa", ha subrayado Francés. Según ha manifestado, "detrás de lo visual hay un mensaje mucho más profundo e intelectual y, muchas veces, no tan gracioso".

Así, ha indicado que "Albarracín escoge entre los símbolos de la cultura popular y se posiciona ante ellos, cuestionando la autenticidad que le otorga el paso del tiempo".

Finalmente, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, ha destacado también de Albarracín que sea "una de las artistas más internacionales en el momento actual". Por ello, ha considerado un "honor" que "el CAC la haya convencido para exponer y esté en su programación".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios