Telón abierto en el Cervantes para el espejo humano de Shakespeare

  • Ur Teatro inaugura esta noche el certamen con un 'Macbeth' ambientado en la I Guerra Mundial · Hasta el 11 de febrero se ofrecerán 13 espectáculos en los dos teatros municipales, entre ellos tres estrenos malagueños.

El malo "por antonomasia" de la escena de todos los tiempos se acerca esta noche a Málaga dispuesto a desnudar su faceta más humana "y poderlo así reconocer en nosotros mismos". José Tomé será hasta mañana Macbeth, ese héroe convertido en villano que se sube al Teatro Cervantes y que supone para el actor el octavo Shakespare de la mano de Ur Teatro, la compañía dirigida por Helena Pimenta.

"Hacemos una adaptación de la tragedia escocesa del siglo XII que en 1600 Shakespeare puso en escena y que ahora queremos traerlo a una realidad moderna, ambientada en la Primera Guerra Mundial y el comienzo de los totalitarismos, la masacre del hombre con las técnicas de devastación", explicó ayer su protagonista durante la presentación del espectáculo. La pretensión pasa también por desterrar "el arquetipo" asociado al personaje y lazar al primer plano escenas menos protagónicas para el espectador. "Por ejemplo, con el efecto que causan las brujas en Banquo y Macbeth haciendo que desconfíen de su amistad. O cuando le dicen Lady Macbeth antes del asesinato sonríe, no tienes nada más que sonreír", recordó ayer Tomé.

La inclusión de dos grandes pantallas en el escenario es para Ur Teatro un instrumento con el que acentuar una dramaturgia por momentos fantasmagórica. "Así contamos la historia en toda su espectacularidad, ese submundo gótico de fantasmas en el que las pantallas funcionan como un sandwich entre la persona real y la proyección de esa persona", relató el actor. De esta forma las imágenes subrayan "la cosificación" de los seres humanos, consecuencia de esa "espiral de mal que los convierte en elementos fáciles de manejar", detalló.

Helena Pimenta es la nueva directora de la Compañía Nacional de Teatro Clásico, pero antes de incorporarse a su cargo dejó preparado para su compañía, Ur Teatro, un Macbeth ambientado en la Primera Guerra Mundial, con chaquetones de cuero y bayonetas incluidas, y con mucho apoyo multimedia. Imágenes en la que aparecen brujas, las alucinaciones de Macbeth o las tropas inglesas refuerzan una acción que cuenta con fragmentos de la homónima ópera de Verdi y las composiciones de Iñaki Salvador creadas expresamente para el montaje, que "interpreta de manera virtual el coro de Voces Graves de Madrid", dijo Tomé.

Tomé y Pepa Pedroche se meten en la piel de Macbeth y Lady Macbeth respectivamente en un drama en el que el protagonista no sólo se destruye a sí mismo y a cuanto le rodea, sino también destroza la ilusión que impulsa a la humanidad a ponerse en pie cada día. "Elegir ser un canalla puede ser más rentable, desde un punto de vista práctico, que elegir ser honesto", resume Helena Pimenta, autora de esta nueva mirada al clásico y dueña también de los futuros derroteros de la compañía pública especializada en el Siglo de Oro.

Macbeth inaugura así un festival por el que hasta el 11 de febrero desfilarán 13 espectáculos de sala en los dos teatros municipales, entre ellos 4 estrenos absolutos -tres de ellos malagueños- y dos montajes de compañías internacionales. Pero además de representaciones habrá teatro de calle, talleres, lecturas escenificadas y mesas redondas

La cuota internacional llega la semana que viene con Balagan del Cirque Style, de Misha Matorin, uno de los creadores de lo mejor del Circo del Sol, y El viento en un violín, de los argentinos Teatro Timbre4, tercera parte de una trilogía que comenzó con La omisión de la familia Coleman. Ambas coinciden en el programa con El jardín de las delicias, escrita por Arrabal; No amanece en Génova, que Trasto Teatro representará en un vestíbulo del teatro; Mujeres de Shakespeare, basada en textos de Harold Bloom que dirige e interpreta El Brujo, y la versión de La Celestina de Secuencia 3, que protagoniza Gemma Cuervo.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios