Las cartas de amor de Apollinaire a Lou ven la luz en España

  • Publicadas por Acantilado, incluyen referencias a muchos escritores y poetas de la vanguardia, como Picasso, con los que el poeta mantenía contacto

Las cartas que el poeta Apollinaire envió a su amante Lou durante la primera Guerra Mundial han sido publicadas por primera vez en España en un volumen que, según ha explicado la traductora del texto, Marta Pino, "refleja la personalidad más auténtica del poeta". En esas cartas, que Apollinaire nunca concibió como un libro para ser publicado, el autor "se vuelca con total sinceridad, hasta el punto de que cuando se publicaron en Francia ocasionaron escándalo y tuvieron problemas con la censura". En Cartas a Lou (Acantilado), Apollinaire, comenta Pino, "experimenta nuevas vías literarias, son textos puramente vanguardistas, que escribió cuando estaba en el frente".

Apollinaire conoció a Lou (Geneviève Marguerite Marie-Louise de Pillot de Coligny) en septiembre de 1914, poco antes de incorporarse voluntario al 38º Regimiento de Artillería de Campaña y de ese encuentro nació una apasionada y encendida relación amorosa.

Los poemas y las cartas muestran la evolución de su relación con Lou y su exploración literaria: están los primeros caligramas. Pino subraya que se puede observar su experimentación poética, "desde unos poemas más clásicos, que siguen los esquemas tradicionales métricos, hasta otros más libres, sin rima, ni esquemas rígidos, todos integrados en las cartas".

Las cartas son esencialmente amorosas, "con una carga muy erótica", que permiten observar la evolución de la relación entre Apollinaire y Lou "entre las primeras, con una relación de amor cortés, y las últimas, en las que Lou acaba siendo su esclava, a la que somete".

En los primeros contactos que mantienen durante los permisos, en su relación hay "un fuerte componente sadomasoquista", reflejado en las cartas "a través de un lenguaje que les pertenece a ellos, con eufemismos para referirse a algunos conceptos".

Como primer apologeta moderno del Marqués de Sade, su influencia se puede rastrear a lo largo de esta correspondencia, reconoce Pino; sin embargo también se incluyen referencias a muchos personajes del mundo de la vanguardia porque estaba en contacto con escritores y pintores como Picasso.

De la correspondencia se deduce, según Pino, que Apollinaire "estaba convencido de la importancia de participar en la guerra, concienciado con la defensa de unos valores en juego como la libertad, las conquistas de derechos y con la idea que tenía de Europa". Cuando ya estaba en el frente, con una relación cada vez más precaria con Lou, "se mezclan los sentimientos de desencanto amoroso con la situación difícil en el frente e incluso de peligro de su vida", y "al concluir la correspondencia, acaba su relación con Lou y abre otra con Madeleine Pagès".

Para la traducción, Marta Pino ha tomado "como referencia la traducción de Michel Décaudin, que fue el que trabajó con los originales y que se editó en los 60 en Francia". Pino se ha tenido que enfrentar a dificultades específicas, "porque son textos muy libres y muchas veces escritos a vuelapluma, llenos de neologismos y caligramas que requieren ceñirse a la exposición gráfica del texto". Pino prepara la traducción de una biografía de Bartolomé de las Casas escrita por el historiador e hispanista francés Bernard Lavallé, que Ariel publicará en 2009.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios