Una escultura demuestra que Baelo Claudia no era tan "austera"

  • El hallazgo de una pieza masculina de mármol hace historia en las ruinas de Tarifa

Tras cien años de excavaciones las ruinas de Baelo Claudia, asentadas junto a la playa de Bolonia (Cádiz), siguen dando sorpresas, como el reciente hallazgo de una escultura masculina de mármol y tamaño natural que ha revelado que la ciudad hispanorromana no era tan austera como se pensaba.

El consejero de Cultura de la Junta de Andalucía, Luciano Alonso, acudió ayer al conjunto arqueológico, ubicado en el término municipal de Tarifa, para conocer este singular hallazgo, que fue descubierto el pasado viernes por un equipo de la Universidad de Cádiz que trabaja en un proyecto de investigación.

"Estábamos excavando con un pico, pensábamos que era una piedra, pero de repente le vimos un pectoral marcado y dijimos ¡para, para!", contaba ayer emocionado uno de los estudiantes que participan en este proyecto de investigación.

Hacía doce años que no se encontraba una escultura semejante, a pesar de las continuas excavaciones que se ejecutan en la zona.

El hallazgo se ha hecho en una zona de extramuros de Baelo Claudia, junto a la playa, en una parte, donde comenzaron a investigar en el 2010, en la que afloraban unas líneas de muros que en un principio se pensó que podrían formar parte de un posible faro o incluso de una torre de avistamiento de túnidos, aunque ya el año pasado comprobaron que en realidad se trataba de unas termas según explicaron ayer Darío Bernal y Alicia Arévalo, los profesores de la Universidad de Cádiz que trabajan en este proyecto.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios