"El sexo es fundamental para la vida"

  • Los cubanos Vladimir Cruz y Jorge Perugorría cierran Latinoamericano con su primera película, 'Afinidades', adaptación de la novela 'Música de cámara'

 Dicen que siempre serán los actores de Fresa y Chocolate. Que vayan donde vayan, trabajen donde trabajen, siempre se les conoce como los protagonistas de aquella cinta. "Es algo con lo que tenemos que convivir", afirma Jorge Perugorría, que ayer llegaba a Málaga para presentar la película que ha codirigido con Vladimir Cruz, Afinidades. Una adaptación de la novela Música de cámara del cubano Raymundo Montero que cuenta con la colaboración musical en la banda sonora de nombres como los de Omara Portuondo o Silvio Rodríguez.

La elección musical no ha sido al azar. "Nuestra generación ha crecido con la música de Silvio. Y los protagonistas de la película también. Una gente que se plantea cosas, que busca la felicidad, llenar huecos", aseguraba Perugorría. El punto de partida es un intercambio de parejas, pero la situación sirve para ir más allá, para encontrar cuatro personas que se están buscando su sitio para ser felices y llenar huecos. "Es una película de poder, de cómo ceder ante determinadas cosas supone también vender tu alma al diablo, prostituirse. Y de eso hablamos, entre otras cosas, de lo que supone también usar tu cuerpo o el de otras personas como moneda de cambio", añade Cruz. 

¿Pero sirve el sexo para llenar la soledad? "Yo creo que el sexo es necesario para la vida, es fundamental. Decía Bigas Luna que lo más importante en la vida es la comida y el sexo; y lo espiritual que surge a raíz de esas necesidades. Pero estos personajes lo buscan es llenar su felicidad, y eso es más difícil", subraya Perugorría.

Tras experimentar con cortometrajes, documentales o videoclips por separado, los cubanos se han unido para dirigir una película que tuvo su semilla hace muchos años, cuando Cruz comenzó a adaptar la novela de Montero. Pero fue en 2007 cuando, en un año en el que trabajaron en varias películas juntos, cuando le dieron el impulso definitivo. "Pero no ha sido nada fácil levantar el proyecto. No sirve de nada que te dediques como actor a esto desde hace muchos años. Al final eres un principiante y es complicado encontrar financiación", explica Perugorría, mientras a Cruz se le ve cansado psicológicamente del duro proceso de la creación: "Uno como actor sólo ve una parte; y cuando acaba su papel luego va al estreno. Aquí es un proceso muchísimo más largo y cansado. Pero también apasionante", afirma. 

Afinidades se pudo ver por primera vez en Europa anoche en el Teatro Albéniz, tras se estrenada en La Habana y pasar por el festival de Guadalajara, en México. Lo hizo para cerrar ya las películas a concurso de la sección de Territorio Latinoamericano. Su estreno comercial en España aún está congelado. Como los helados de turrón y fresa que ayer se tomaron en Casa Mira. 

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios