Cartas

GlobalizaciónThe Economist

Educación para la Ciudadanía

Qué pena que ante el grave problema de la educación en nuestro país (malas notas de los estudiantes, mayor agresividad en las aulas, aumento del consumo de drogas y de comportamientos poco responsables) el Gobierno proponga como gran solución una asignatura. Es la mejor solución, sin duda. Para que sean buenos ciudadanos, quizá buenos socialistas, basta con aprobar la Educación para la Ciudadanía. Creo que como profesor he de decirles que no tienen idea de la gravedad del problema. Lo mejor que deberían hacer es preocuparse por recuperar los niveles de exigencia, por permitir que el profesor recupere la autoridad en el aula, por facilitar los contenidos educativos en los medios de comunicación y lanzar modelos a los jóvenes de personas rebeldes sí pero capaces de ser generosas, solidarias, comprometidas... El problema es serio y merece que nos sentemos todos a hablar y a aportar soluciones sin tratar de imponer unas normas que es lo único que se pretende con tal asignatura.

Óscar López (Correo electrónico)

Mítines

Paloma Hernández (Correo electrónico)

Más baloncesto, por favor

Marisol Gutiérrez (Correo electrónico)

Una creciente cantidad de investigaciones argumenta que, de forma contraria a una creencia extendida, la globalización ha hecho la vida mejor para la mayor parte de los ciudadanos de Europa. Es más, Europa es inusualmente buena en ello. Sin embargo, los líderes políticos parecen reticentes a la hora de trasladar estas buenas noticias. Con pocas excepciones, la retórica política cuando se refiere a la globalización va desde una resolución desalentadora (podemos abordar este desafío) al simple desaliento (debemos domesticar esta amenaza). Un nuevo libro de un par de académicos de la universidad Jones Hopkins de América ha encontrado muchos hechos para animar a los europeos. Los consumidores europeos son los grandes ganadores de la globalización, que ha traído consigo unas importaciones baratas, ha reducido la inflación y ha mantenido los tipos de interés bajos. A pesar de todo el alboroto sobre China y la India, el porcentaje de las exportaciones mundiales de la UE ha crecido ligeramente entre 2000 y 2006. Lo que es más, dos tercios de las exportaciones chinas tienen que ver con marcas extranjeras, una buena cantidad de ellas europeas. (...)

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios