El opinómetro

José Julio Blanes Ruiz

De Santos y beatos

No sé si será la crisis, el calor que atonta un poco o una casualidad divina, pero desde el Gobierno no dejan de llegarnos mensajes relacionados con Dios, la Biblia o el Apocalipsis (el católico, no el maya). La última mención fue la de la ministra de Trabajo, Fátima Báñez, quien afirma que la Virgen del Rocío nos ayudará a salir de ésta. El opinómetro, para no ser menos que el Gobierno, se pone hoy beato.

Ppsicofonías

El teatro Echegaray, de propiedad municipal e inaugurado hace dos años, tiene una insonorización algo regular, fuera se oye lo de dentro y dentro, lo de fuera. Descartados entes y fantasmas, habrá que concluir que la insonorización fue un poquito castaña pilonga. Sólo se acuerdan de Santa Bárbara cuando Truena.

Grande, muy grande

El Ayuntamiento de Alhaurín el Grande pagó a la defensa de su alcalde, Juan Martín Serón y su concejal de urbanismo Gregorio Guerra, la bonita cifra de 29.500 euros. Serón lo justifica diciendo que el Ayuntamiento sólo pago por los delitos de los que fueron absueltos durante el juicio por corrupción urbanística del denominado caso Troya. Por los que fueron condenados los pagaron ellos, dice. En el Ayuntamiento deben pensar que no es tanto dinero. A la mesa de San Francisco, donde comen cuatro, comen cinco.

Sentencias

Un juez ha decidido que el Ayuntamiento de Málaga deberá indemnizar a una promotora con 20 millones de euros por unas viviendas que no pudo hacer. La misma promotora, que se debe ver en racha, también le pide otros 7 millones por otra promoción que no pudo hacer. Seguramente su lema será a Dios rogando y con el mazo dando.

Encuestas

En una reciente encuesta del CIS se destacaba que a los españoles nos preocupa especialmente, tras el paro y la economía, la clase política. Concretamente sus corrupciones y chanchullos varios. Los políticos son como la calvicie o el IBI, inevitables, pero lo que sí es un clamor popular y unánime es que, si puede ser, de políticos corruptos santo Tomás, que no venga ninguno más.

Apocalipsis

José María Beneyto, portavoz popular en la comisión de Exteriores, afirmó que si finalmente nos intervenían, tampoco sería el Apocalipsis. Quizá para nosotros no, pero al hombre lo han dimitido como si el cielo cayera sobre su cabeza. Aquí cabría decir: Manolete, si no sabes torear pa qué te metes, pero como estamos con dichos de santos el adecuado es San Marcos, rey de los charcos.

El alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, se ha encomendado a Cristo para que nos ayude a salir adelante. En las películas clásicas, cuando el médico salía de la habitación y decía “sólo nos queda rezar”, normalmente el de la habitación palmaba. Alguien debería explicar a los políticos que, quizá, encomendarse a un poder divino para solucionar un problema humano crea cierta inquietud en muchos de nosotros. Hasta la semana que viene, si Dios quiere.

@jjblanesmalaga

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios