La Audiencia rechaza otra vez dejar en libertad al ex alcalde Barrientos

  • La Sala cree que no han variado las circunstancias por las que el ex regidor fue encarcelado · Dice que un fin de la prisión es "neutralizar" el riesgo de fuga

Tres meses y 13 días. Ése es el tiempo que ha transcurrido desde que la juez instructora del caso Astapa, Isabel Conejo, decretara el ingreso en prisión incondicional y sin fianza para el ex alcalde de Estepona, Antonio Barrientos. A pesar de que su defensa esperaba que en esta semana se resolviera favorablemente el recurso presentado contra el auto que denegaba su puesta en libertad, lo cierto es que la Audiencia Provincial, por segunda vez, ha rechazado esta petición.

Los que tampoco saldrán por ahora de la cárcel son el que era jefe de gabinete de Barrientos, José Flores, y los concejales del PES José Ignacio Crespo y Manuel Reina. En el caso de Crespo, su defensa está a la espera de que en los próximos días se resuelva un recurso. Todos los encarcelados están imputados por cohecho, tráfico de influencias, malversación y blanqueo de capitales, si bien en el caso de Reina se une el de fraude.

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Málaga desestima el recurso de apelación de la defensa de Barrientos contra el auto dictado a finales de agosto por el juzgado de Instrucción número 1 de Estepona porque considera que no han variado las circunstancias iniciales por las que se decretó el ingreso en la cárcel del ex alcalde. Recuerda que uno de los fines de la prisión es "neutralizar el riesgo de sustracción a la acción de la justicia".

Para la instructora, Barrientos, como alcalde, "resultaría el máximo responsable de una estructura" en el entorno del Ayuntamiento "orientada a obtener fondos de distintos promotores y empresarios" con el fin de "financiar actividades tanto públicas como privadas de los partidos políticos en coalición", así como para "enriquecerse personalmente".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios