El Ayuntamiento cerrará la planta de tratamiento de residuos en un año

  • El Consistorio se plantea la opción de llevar la basura al complejo de Casares

Un año de plazo. Este es el tiempo que el Ayuntamiento de Mijas ha determinado para proceder al cierre de la planta de tratamiento de residuos situada en la zona de Arroyo de los Toros, por lo que ayer el Pleno de Mijas dio luz verde al comienzo de los trámites para proceder a la clausura de estas instalaciones. En concreto, si todo marcha según lo previsto, los residuos del municipio se trasladarán al complejo que la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental tiene en Casares. Sin embargo, se deja vía libre a la próxima Corporación municipal, que surgirá tras las elecciones municipales del 22 de mayo, para que ésta decida qué modelo de gestión seguirá.

En principio, el Ayuntamiento ha decidió prorrogar durante un año la concesión de la planta de Arroyo de los Toros una vez cumplido el contrato con la empresa FCC, que se ha hecho cargo de esta concesión a lo largo de los últimos 15 años. Este plazo se da para que la empresa desmonte de forma progresiva la maquinaria y las infraestructuras situadas en la planta, por lo que justo después se podría poner en marcha la recuperación ambiental del lugar.

En el caso de que la próxima Corporación decida continuar con el uso de la planta sería necesaria una gran inversión en maquinaria, para de esta forma mejorar los procesos y adaptarlos a la nueva normativa. Así, el Consistorio comenzará los contactos necesarios con la Mancomunidad de Municipios para trasladar la basura a Casares, con el objetivo de "ganar tiempo", según indicó el regidor, Antonio Sánchez. Además, la portavoz del equipo de gobierno, Fuensanta Lima, adelantó que la Administración local se ha comprometido a mediar para reubicar a los cinco trabajadores que actualmente mantiene la planta, los cuales dependen de la empresa concesionaria.

Pero éste no fue el único asunto tratado en la sesión plenaria. En la misma se aprobó también la creación de cuatro nuevas licencias de taxi correspondientes a 2010. De esta forma el Consistorio cumple el convenio firmado el pasado mes de octubre por el Consistorio y el sector, en el que se regulan las adjudicaciones de licencias hasta el año 2015. En esta ocasión, se otorgan dos licencias para taxis y otras dos para vehículos adaptados a personas con movilidad reducida, una fórmula que se repetirá este año. A lo largo de 2012 y 2013 se darán otros cuatro permisos generales. En la misma sesión se vivió un momento complicado debido a las protestas protagonizadas por los sindicatos. Medio centenar de personas se reunieron para exigir "el cumplimiento de los acuerdos que se alcanzaron con la firma del convenio colectivo y el acuerdo de funcionarios", según explicó a través el secretario de CCOO en el Ayuntamiento de Mijas, Julio Soriano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios