Concejales de paso efímero

  • Dos ediles del PP, uno en Ronda y otro en Antequera, toman posesión de sus actas para permanecer apenas dos meses en sus respectivos ayuntamientos

Fermín Villodres, número 5 de la lista del PP en las pasadas elecciones municipales, recibió el pasado lunes la documentación de la Junta Electoral Central que lo acredita desde ese día como nuevo concejal del Ayuntamiento de Ronda. Una experiencia, eso sí, que va a ser más bien corta, puesto que ocupará dicha responsabilidad hasta pocos días después de los comicios del 22 de mayo. Éste sustituye en el cargo a José Herrera, que presentó su dimisión como miembro de la Corporación hace unas semanas para reincorporarse a su puesto de funcionario como jefe de los servicios económicos del Consistorio. Villodres confirmó la noticia. "No entraba entre mis planes tomar el acta de concejal para tan poco tiempo, pero en todo caso es un honor tomar posesión por tercera vez en mi vida de esta responsabilidad", explicó. Además, dijo que ha sido una petición del partido para demostrar que el grupo municipal popular permanece unido "y no dar oportunidad al PSOE de buscar divisiones internas donde no las hay".

El nuevo concejal asumirá sus tareas el próximo viernes en caso de celebrarse el Pleno ordinario de la Corporación, o en todo caso, en alguno de los plenos extraordinarios que todavía se prevén antes de la celebración de los comicios. De este modo, se convertirá en uno de los ediles más fugaces que tendrá la provincia de Málaga, ya que estará en el puesto poco menos de dos meses.

Pero no es el único caso que hay en la provincia. Es otro concejal del PP el que le seguirá a corta distancia. En este caso en Antequera, donde desde hace unas semanas tomó posesión como concejal José Luis Vidaurreta, en sustitución de María José Ruiz, que dejó su acta tras conocer que no formaría parte de la lista electoral que presentaron los populares de la localidad.

En ambos casos se barajaba la posibilidad de que no pudiesen tomar posesión de sus actas, aunque, finalmente, ha dado tiempo a la tramitación de la documentación y sus grupos municipales podrán estar completos hasta el final del mandato. Además, orgánicamente el caso de Antequera tiene repercusión directa en el funcionamiento municipal, al romperse nuevamente la mayoría absoluta que por unas semanas tuvo el PSOE gracias al voto de calidad del alcalde. Tanto gobierno como oposición sumaban diez votos en sus filas, dejando en empate técnico el Pleno municipal.

Se da la circunstancia de que ninguno de los dos ediles forman parte de las candidaturas que han presentado sus respectivas formaciones políticas, lo que les llevará a abandonar sus funciones como concejales el próximo mes de junio, una vez que se produzca la toma de posesión de las nuevas corporaciones locales. En el caso de Villodres el fin de su etapa pública supondrá un punto y final a una larga trayectoria en el Ayuntamiento de Ronda, donde ha ostentado diversas responsabilidades durante varios mandatos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios