Intervienen dos guacamayos y cuatro caparazones de tortuga

  • Los animales estaban expuestos en un comercio de la capital y en un mercadillo ambulante de Benalmádena

Agentes del Seprona de la Guardia Civil han intervenido dos ejemplares de guacamayo, valorados en 5.000 euros, y cuatro caparazones de tortuga y galápago que estaban expuestos en un comercio de la capital y en un mercadillo ambulante de Benalmádena, ha informado el instituto armado en un comunicado.

Tras una inspección llevada a cabo en un establecimiento de Málaga, la Guardia Civil solicitó al propietario la documentación de los animales, así como que certificara la identidad de sus parentales para comprobar si habían sido introducidos o nacieron en territorio comunitario.

Al carecer de la acreditación necesaria para la venta, los agentes denunciaron a J.M.P.R, vecino de Málaga, como supuesto autor de una infracción a la ley de represión del contrabando y por no cumplir el Convenio Internacional de Especies Amenazadas de fauna y flora silvestre (CITES).

El pasado miércoles, y durante una inspección visual, los agentes del Seprona observaron que en uno de los puestos del mercadillo "La Paloma", en Benalmádena, estaban expuestos para su venta dos caparazones de tortuga mora y otras tantas de galápago leproso, esta última catalogada como especie que requiere protección estricta según la Ley de Patrimonio Natural y Biodiversidad.

El propietario del puesto ambulante, cuyas iniciales son M.S.B.L., fue también denunciado por Guardia Civil.

Por lo que respecta a los ejemplares aprehendidos, han sido depositados en la Aduana de Málaga y en la Delegación Provincial de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta, añade la nota.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios