Marbella propone al Gobierno aplazar el pago de su deuda hasta 2009

  • El Ministerio de Trabajo descartó en octubre la propuesta inicial de aplazar el abono de la deuda hasta 2010 planteada por el Consistorio.

El Ayuntamiento de Marbella ha presentado una segunda propuesta a los ministerios de Trabajo y Economía y Hacienda solicitando el aplazamiento del pago de la deuda de más de 267 millones de euros que el Consistorio mantiene con la Agencia Tributaria y la Seguridad Social hasta 2009.

El Ministerio de Trabajo descartó en octubre la propuesta inicial de aplazar el abono de la deuda hasta 2010 planteada por el Consistorio, que recibido el pasado mes los primeros requerimientos para comenzar los primeros pagos, mañana 20 de diciembre en el caso de Hacienda y el 1 de enero de 2008 en lo referente a la Seguridad Social.

La alcaldesa de Marbella, Ángeles Muñoz (PP), ha afirmado hoy que el Ayuntamiento ha presentado una segunda "oferta muy clara de que en el año 2009 se podrán abonar algunas de las cantidades que están pendientes de cobro".

La regidora ha asegurado que si el equipo de Gobierno es "capaz de sacar adelante" el nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) y cumplir con las expectativas que se ha marcado dentro del ámbito presupuestario, el Consistorio podría "empezar a asumir parte de esa deuda" en 2009.

Muñoz, que ha presentado un balance de gestión de sus primeros seis meses al frente del Ayuntamiento, ha recordado que la primera propuesta del Ejecutivo local "era mucho más ambiciosa" dado que planteaba iniciar la amortización de la deuda en 2010.

Ha apuntado que el Ministerio de Hacienda deberá mañana dar una respuesta sobre si acepta el plan de pago propuesto por Ayuntamiento, aunque ha subrayado que por parte del Gobierno "sería inasumible, no sólo políticamente, sino también éticamente, que a Marbella no se le garantizara un acuerdo que fuera favorable a los intereses de la ciudad".

La Dirección General de la Tesorería de la Seguridad Social rechazó en octubre el informe de saneamiento con las medidas de ahorro económico elaborado por el Ayuntamiento para obtener un aplazamiento del débito hasta 2010 y exigió que se iniciase la amortización de la deuda a partir de enero del próximo año.

El equipo de Gobierno mantiene que no puede hacer frente a unas deudas que tienen su origen en 1992 y defiende que su propuesta establece "un plan muy austero" en el que se incluye el pago de las cuotas de Seguridad Social y Hacienda de los trabajadores municipales, que suponen un importe de 30 millones de euros al año.

La prórroga concedida al Consistorio marbellí para el inicio del pago de la deuda, que se encuentra a punto de concluir, fue negociada por la comisión gestora que estuvo al frente del Ayuntamiento desde la disolución de la Corporación en abril de 2006 hasta las elecciones del pasado mayo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios