El PP arrebatará la Alcaldía de Mollina al PSOE tras una moción de censura con IU

  • La dirección provincial de la formación de izquierdas asegura que expulsará a los tres concejales tras pactar con los populares

Comentarios 2

La posible unión de PP e IU para presentar una moción de censura en Mollina era un rumor cada vez más intenso desde hace semanas hasta que ayer que convertía en una realidad a las 9:20. Fue la hora elegida para presentar dicha moción en el registro oficial del Ayuntamiento de Mollina, convirtiéndose en la segunda de este mandato en la provincia de Málaga tras la presentada en Colmenar. La decisión sorprendía al alcalde del municipio, el socialista Eugenio Sevillano, a las puertas del juzgado mientras esperaba para declarar en un juicio. Su primera reacción fue preguntar a los concejales de IU si estaban por encima sus ideales o sus intereses particulares, al tiempo que negaba que se hubiese producido alguna acción política que justificase esta medida. El regidor aseguró que "era algo que se esperaba", al tiempo que mantenía que "desde la ruptura del pacto hemos intentado hablar con ellos, pero creo que era una maniobra que ya estaba pensada".

Mientras tanto, el portavoz del Partido Popular, Francisco González, al que se propone como alcalde, justificó la decisión en la "paralización" que considera que vive este municipio desde que hace siete meses el PSOE llegase al gobierno municipal gracias a un pacto de gobierno con IU. Un acuerdo de gobierno que se rompía hace unas semanas y que provocaba los primeros rumores sobre la vuelta de un gobierno de coalición entre PP e IU, como se había mantenido durante las dos últimas legislaturas.

En su alegato de defensa de la moción, González, señalaba que "llevan siete meses trabajando y no han hecho nada", mientras aseguraba que "los vecinos nos están pidiendo un cambio". Además, acusó el primer edil de estar gastando más dinero del que entra en las arcas municipales, "mientras algunos de los proyectos de más importancia para el municipio siguen parados", dijo González. En cuanto a la versión de IU sobre este asunto, este periódico trató ayer sin éxito de ponerse en contacto con su portavoz, Antonio González.

No obstante, el coordinador provincial de IU, José Antonio Castro, sí se pronunció sobre la "posible" moción de censura, ya que no había podido contactar con su portavoz en Mollina para confirmar la presentación de la misma. Además, anunció que abrirán expedientes de expulsión a los ediles que decidan respaldar la moción. En este sentido, dijo que serán "muy severos", y no se tratará de una suspensión temporal como ocurrió en el pasado.

Por otra parte, adelantó que la medida llegará hasta la asamblea local de la coalición de izquierdas. "El que esté de acuerdo con los postulados de IU y su política seguirá, pero, el que no esté de acuerdo, tendrá que marcharse".

Castro, que se mostró visiblemente molesto con lo ocurrido, explicó que ya se había "advertido" a los integrantes de IU en Mollina. "Ya les dijimos que no era de recibo que se diese una moción de censura", afirmó Castro. Por otra parte, también anunció que, en el caso de que la moción salga adelante, su formación comunicará a la secretaria del Ayuntamiento de Mollina que sus actuales concejales quedan desautorizados para hablar en nombre de la formación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios