Salvador reaviva una eterna polémica legal

  • La manifestación, que reclamó el endurecimiento de la Ley del Menor, acabó con decenas de jóvenes corriendo por el municipio detrás de otro que dijo que había "muerto por chulo"

Cerca de mil personas, la mayoría de ellos jóvenes, se manifestaron ayer por las calles de Los Boliches, en Fuengirola, para mostrar su resentimiento ante la muerte de Salvador C. P., de 17 años, asesinado el pasado lunes a manos de otro joven y para el que la Fiscalía de Menores ha solicitado el internamiento en centro cerrado, después de haber sido detenido en Algeciras, desde donde intentó partir a su país natal, Marruecos. La manifestación, que arrancó en el parque del Rosario, donde ocurrió la tragedia, estuvo encabezada por los familiares de la víctima, así como por la alcaldesa del municipio, Esperanza Oña (PP), con quien se fundieron en un largo y emotivo abrazo a su llegada.

Además de las frases solidarias dedicadas al joven asesinado, el mensaje de los participantes quedó claro mediante los carteles reivindicativos en los que se exigía al Gobierno central la modificación de la Ley del Menor con enunciados como No importa la edad, sino el delito y Si eres mayor para matar, también para ir a la cárcel. Asesino y justicia fueron las palabras que más se escucharon durante la concentración masiva, a la que se incorporaron numerosos ciudadanos conforme avanzaba la ola de personas hacia el monumento de la peseta del paseo marítimo de Los Boliches, lugar en el que los ahí presentes mostraron su cariño hacia la familia, la cual no pudo contener las lágrimas ante los largos y emotivos aplausos.

Según familiares cercanos a la víctima, no se descartan movilizaciones futuras. "Con estas leyes sólo habrá más asesinatos", explicó ayer Pedro Aguado, tío de Salvador, quien se mostró indignado ante las medidas tomadas por la Fiscalía de Menores, ya que el presunto autor de los hechos "se ha librado de la cárcel porque le han faltado unos simples meses" en alusión a que en el próximo mes de julio alcanzará la mayoría de edad. En este sentido, Aguado expresó su irritación al saber que "dentro de unos meses estará en la calle".

"Reivindicamos a todos los padres de hijos asesinados que estamos con ellos y que esto le puede tocar a cualquiera", añadió el familiar, quien aseguró que lo ocurrido "es como una película que cuando te toca, te duele". Asimismo, y debido al debate suscitado en cuanto a la seguridad ciudadana del municipio, el cual se ha visto envuelto de sucesos en los últimos meses, señaló que "Fuengirola no es una ciudad insegura" y exigió al Gobierno a que "abra los ojos" para dotar a la localidad de los recursos necesarios con el fin de ampliar los efectivos policiales correspondientes, ya que las infraestructuras actuales "son lamentables".La recogida de firmas prevista para exigir el endurecimiento de la Ley del Menor no se llevó a cabo. Un incidente cambió la previsión. Al terminar la manifestación, decenas de chavales se lanzaron hacia la zona del paseo marítimo, lo que requirió de mayor presencia policial. Según algunos de los manifestantes, un chico que conocía al fallecido había comentado delante de un familiar de Salvador que había "muerto por chulo".

La afirmación provocó que decenas de jóvenes lo persiguieran por las calles de Los Boliches, de forma que gran parte de los manifestantes acabaron esparciéndose por la zona. Ante la preocupación de que los jóvenes agredieran al chaval, se realizó un gran despliegue policial. Fuentes consultadas comentaron que el joven fue localizado por la Policía y trasladado a comisaría. Los amigos del fallecido, al que le gustaba practicar surf, se concentrarán mañana por la mañana en la playa conocida como "La T" para rendirle homenaje.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios