Torremolinos acoge una muestra de vehículos de la marca Ferrari

  • La exposición, que recorre la historia de la escudería, reúne a más de un centenar de modelos

El Palacio de Congresos y Exposiciones del municipio malagueño de Torremolinos ha sido escenario de una concentración y exposición al público de modelos de la escudería Ferrari y donde se han reunido más de un centenar.

Así, según indicaron desde el Palacio de Congresos de Torremolinos en un comunicado, unos 70 deportivos de la escudería, participantes en la Competición de Regularidad Granada-Marbella, han arropado hoy con su presencia la exposición que desde el día 2 y hasta el 12 de septiembre celebra en el recinto de congresos la Asociación Española de Propietarios de Ferrari, y que reúne otras 30 unidades de distintos modelos de esta mítica marca.

El alcalde del municipio, Pedro Fernández Montes, acompañado, entre otros, por la vicepresidenta de la Asociación Española de Propietarios de Ferrari, Evelyn Ramelet, efectuaron el corte de la cinta inaugural de la exposición.

La muestra recorre la historia de la marca automovilística desde sus orígenes en 1974, pudiéndose observar modelos de los años 50, 60, 70, 80 y 90, así como otros recientemente salidos al mercado.

La muestra es considerada "una de las mayores de Europa, tanto por la exclusividad y calidad de los modelos como por la cantidad de bólidos expuestos".

Entre los vehículos figuran el Ferrari Enzo, en honor al fundador de la marca; Dino GT4 Bertone, presentado en 1976 en el salón del automóvil de Barcelona; Testarossa, que se mostró en el salón de París; 512 BB; Ferrari 430 Scuderia y California.

Además de los clásicos, como un 250 GT Cabriolet, de 1957, que en su día perteneció al príncipe Alfonso de Hohenlohe, además de un Fórmula 1, ganador del Gran Premio de Canadá en 1995 con Jean Alesi, y un F40 de la década de los 90, que perteneció al ex futbolista Diego Armando Maradona.

Uno de los coches de la muestra, conocido como Daytona, está valorado en unos 700.000 euros, ya que sólo existen 122 unidades.

La entrada tiene un coste de cinco euros y una parte irá destinada a fines benéficos, a la Fundación Theodora, cuyo objetivo es hacer sonreír a los niños hospitalizados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios