Los empresarios se ahorrarán hasta 1.500 euros con la supresión de la tasa de apertura

  • La eliminación del tributo beneficia a 35 actividades que no generan molestias a los vecinos

Los empresarios que inicien negocios en Estepona se ahorrarán entre 600 y 1.500 euros tras la entrada en vigor ayer de la supresión de la tasa de apertura. La eliminación del tributo beneficia a 35 actividades económicas que, sobre el papel, no generan molestias a los vecinos, no alteran las condiciones normales de salubridad e higiene del medio ambiente, no causan perjuicios a bienes públicos o privados ni suponen riesgos para las personas, como las zapaterías, perfumerías o jugueterías. "Es una ayuda a los pequeños comerciantes que abren sus locales y que desconocen cómo les irá las ventas en el futuro", señaló el concejal del área Económica, Manuel Aguilar. Para emprender uno de estos negocios en Estepona basta suscribir una declaración responsable de inicio de la actividad y aportar la documentación pertinente. Los técnicos municipales iniciarán la revisión de las condiciones del establecimiento tras la apertura del local.

Quedan excluidas de la iniciativa las entidades bancarias, inmobiliarias y concesionarios al considerarse negocios vinculados con firmas nacionales o de gran tamaño movidas por el afán de lucro. El Consistorio espera que la propuesta, que fue aprobada en diciembre, sea un incentivo para atraer a comerciantes de los municipios aledaños, aumentar el consumo y, sobre todo, reducir el desempleo de la localidad… La supresión de la tasa de apertura no es la única medida orientada a robustecer el tejido empresarial que ayer entró en vigor.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios